Álvaro Morte: “Si ves ‘La rueda del tiempo’ intentando que sea la nueva ‘Juego de tronos’ es un fracaso”

A punto de cerrar definitivamente la etapa de ‘La casa de papel’, el actor estrena otra gran producción internacional: ‘La rueda del tiempo’.
Álvaro Morte en La rueda del tiempo.
Álvaro Morte en La rueda del tiempo.
Jan Thijs
Álvaro Morte en La rueda del tiempo.

Los casi 12 millones de seguidores que amasa en su cuenta de Instagram hablan del éxito global del actor Álvaro Morte. Un triunfo cuyo origen se puede rastrear y señalar: La casa de papel. El impacto de la serie española transformó a Morte y sus compañeros de reparto en estrellas internacionales. Quizá a él, un poco más, como líder espiritual de esa banda del mono rojo.

Y a dos semanas justas de la emisión del final definitivo de esa serie, Álvaro Morte ya da un paso aún más grande. Una producción aún más grande. Estrena La rueda del tiempo (disponible en Prime Video desde el 19 de noviembre), ambiciosa adaptación de la saga superventas escrita por Robert Jordan. Fantasía épica que viene a llenar el hueco que dejó Juego de tronos. Una comparación que a nadie se le escapa, aunque sí quieran huir de ella.

Morte es Logain Ablar, el villano de La rueda del tiempo, capturado por las hechiceras o sacerdotisas de la orden Aes Sedai, que emprenden un viaje para proteger a los candidatos a ser Dragón Renacido y frenar a El Oscuro. ¿Te has perdido? Si no has leído los libros, normal. Álvaro Morte nos ayuda a entender esta lucha de poderes con ecos mitológicos.

¿Cómo te llega este proyecto?

Me llamaron para ofrecerme el personaje directamente, me dicen que es una superproducción en la que está Rosamund Pike (Perdida) de protagonista [y también es productora ejecutiva], y yo digo sí, de cabeza. Lo que pasa es que me llaman y me dicen que tengo dos semanas para incorporarme al rodaje, porque habían tardado mucho en encontrar a Logain, y son 14 libros, así que era imposible leérmelos antes de empezar. Decidí centrarme en los guiones y en lo que puedo hablar con el showrunner, Rafe Judkins (Agents of S.H.I.E.L.D.), y los expertos que había sobre la saga. Me metí en Logain un poco a ciegas, me fío de lo que me están diciendo y de los guiones.

Rosamund Pike es la protagonista.
Rosamund Pike es la protagonista.
Cinemania

¿Y qué te atrae de Logain para aceptar el papel?

Según los libros, con poco más de 20 años, Logain empieza a sentir esta capacidad de controlar esta especie de magia, y él mismo se autoproclama Dragón Renacido, hay gente que le sigue, gente que no y esto genera una guerra, genera pobreza y miseria, hasta que estas sacerdotisas [lideradas por el personaje de Pike] lo capturan. El caso es que una de las chicas expertas de la saga me comentó que en uno de los libros más avanzados, Logain de repente confiesa a una de las sacerdotisas que él no quiso ser el Dragón Renacido, sino que otra sacerdotisa le dijo a él que tenía que hacerse pasar por él, aunque no quisiera. Es más, en los libros no queda claro si esta confesión es verdad o es una estratagema de Logain. Y ese es el punto que a mí me pareció muy interesante: el Dragón Renacido puede ser el salvador del mundo o el destructor. Esa opción me parecía ponerle siempre una capa de mentira. Todo lo que hacía era como falso, en su mirada siempre hay algo de misterio. Me permitía, además, hacer que el personaje fuera más teatral, el tipo va del mesías por el mundo, podía interpretarlo como una especie de showman si iba con esta mentira detrás.

Todo este mundo fantástico siempre parece una renovación de los mitos clásicos.

Esto es el propio cristianismo. Y en el concepto de equilibrio, del respeto a la naturaleza, de lo cíclico del tiempo también lo puedes conectar con el budismo, el taoísmo o el hinduismo. Tiene muchas reminiscencias de muchas culturas y religiones y formas de pensar ancestrales. Y en los libros Logain es un personaje casi sacado de Matrix, es un guay, vestido de negro, con su pelo largo. A mí me interesó escapar de eso para ver el lado humano, la tragedia interna que él va sufriendo y que casi nadie ve. Es un personaje que podía estar sacado de Edipo rey.

Álvaro Morte es Logain.
Álvaro Morte es Logain.
Cinemania

Desde los primeros reportajes y noticias que salieron se ha comparado La rueda del tiempo con Juego de tronos, por el género, por el nivel de producción y ambición, ¿cómo se vive la presión de esa comparación?

Se ha intentado escapar de Juego de tronos. De hecho, por ejemplo, mi personaje en los libros siempre va vestido de negro y en la serie el negro es un color del que se intenta huir, precisamente, para evitar la conexión con Juego de tronos. Efectivamente se puede caer en esta comparación. Pero, claro, por poner otro ejemplo, si yo ahora digo monos rojos y caretas… [se ríe]. Todos pensaremos en La casa de papel. Creo que dentro de este estilo de fantasía épica, dentro de este género que es La rueda del tiempo, podemos hablar de Juego de tronos, El Señor de los anillos. Pero creo que ver La rueda del tiempo intentando que sea la nueva Juego de tronos es un fracaso, estamos perdidos, hay que verla desde cero como una nueva propuesta. Aquí, por ejemplo, hay mucha más magia que en Juego de tronos.

Una de las diferencias aparentemente es que La rueda del tiempo es un matriarcado, las mujeres tienen el poder y no quieren que los hombres lo tengan…

Efectivamente. Y, además, no solo ya en los libros se percibe eso sino que a la hora de escribir la adaptación ellas ganan más importancia, aparecen desde el primer momento como personajes fundamentales para la historia. Moiraine (Pike) es un poco la Gandalf de la historia, va con estos cuatro chicos haciendo este maravilloso viaje y está contado desde el punto de vista de ella. No solo en términos de feminismo, sino también en términos sociopolíticios se pueden encontrar nexos con la actualidad, y eso que Robert Jordan empezó a escribir los libros en 1984.

La rueda del tiempo.
La rueda del tiempo.
Jan Thijs

Ahora que el final de La casa de papel ya está aquí, ¿te preguntas “y ahora qué”? ¿Has podido pararte a decidir qué quieres o no quieres hacer?

A mí ahora mismo lo que me preocupa, sobre todo, es que me guste y me entusiasme el proyecto. Me da igual el tamaño, quién está detrás. Por supuesto tengo sueños de trabajar con gente. Acabo de firmar con unos representantes británicos que me gustan mucho, a partir de ahí estamos también consolidando con otros representantes americanos y, dentro de que ya estoy recibiendo ofertas internacionales, esto parece que lo puede consolidar más aún. Pero, al mismo tiempo, te digo que no estoy focalizado en eso. Eso es una puerta más, una opción más. Después de haber hecho La casa de papel, La rueda del tiempo, Sin límites [otra serie pendiente de estreno sobre la vuelta al mundo de Elcano y Magallanes] en las que todo era tan tremendamente épico y maravilloso, producciones enormes, me apetecía algo pequeño y estoy haciendo rodando la película Objetos, de Jorge Dorado, con guion de Natxo López, algo mucho más pequeño, mucho más intimo, pero es que nos apetecía trabajar juntos después de El embarcadero y The Head.

No tengo ningún tipo de ínfula ni de necesidad de que los proyectos sean grandes. Me interesa saber qué me puede aportar el proyecto y qué le puedo aportar yo. Hoy por hoy, tengo la suerte de poder elegir el proyecto entre los que me ofrecen y lo que me llama la atención es ver de qué forma puedo disfrutar de esto. Cosas que no haya hecho, por ejemplo, como Logain que no tiene nada que ver con todo lo anterior.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento