Goombas con brazos y Luigi bebiendo sake: el ‘Super Mario’ más extraño resucita en 4K

El fontanero de Nintendo se ha visto en otras aventuras tan inquietantes como aquella adaptación con Bob Hoskins.
Fotograma de 'The Great Mission to Rescue Princess Peach'
Fotograma de 'The Great Mission to Rescue Princess Peach'

Super Mario vivió su primera aventura en 1985, gracias a Nintendo y Shigeru Miyamoto. Pronto se convirtió en el personaje más famoso que nunca había protagonizado un videojuego, y a medida que se acumulaban los lanzamientos y las ventas era lógico que se quisiera exprimir el fenómeno por otros medios. Así es como la película estadounidense de 1993 se convirtió en el ejemplo canónico de por qué las adaptaciones de videojuegos no funcionan: una maldición que, aunque apunta a haberse extinguido en los últimos años, desde luego no pudo tener un inicio más traumático. Lo mejor de todo, sin embargo, es que aquel infame film protagonizado por Bob Hoskins y John Leguizamo no era el primero que adaptaba Super Mario Bros. con resultados desconcertantes.

Apenas un año después de la comercialización del primer Super Mario Bros., Nintendo se involucró en la producción de una película de anime titulada Super Mario Bros: The Great Mission to Rescue Princess Peach. El largometraje era producido antes de que el fontanero y su hermano Luigi protagonizaran varias series de animación entre finales de los 80 y mediados de los 90, distanciándose The Great Mission to Rescue Princess Peach de todas ellas por la libertad con la que adaptaba el mundo de Miyamoto. Es por este motivo, más que nada, que el film de Masami Hata se ha convertido en algo parecido a un objeto de culto: una experiencia interesantísima a la que volver desde el presente, cuando se ha prepara una película de animación de Super Mario con la voz de Chris Pratt.

La gente de Femboy Films nos lo acaba de poner muy fácil para realizar este viaje, pues acaba de restaurar en 4K The Great Mission to Rescue Princess Peach. La película ahora está disponible para descargar desde Internet Archive o ver sin más en YouTube; plataforma esta última donde llevaba tiempo pudiendo ser vista, pero nunca con la calidad que ha conseguido el estudio Femboy. La primera gran adaptación de Super Mario Bros., así las cosas, ha experimentado una corrección de color y obtenido nuevos subtítulos, todo a partir de “una copia de 16 milímetros que probablemente se utilizó para pequeñas proyecciones locales en su día”, según declaran desde Femboy Films.

Esta sería “una de las pocas copias, si no la única, que se conserva en el mundo”, y el audio ha sido retomado del VHS original. “El VHS se editó originalmente con Dolby Surround en dos canales, conservados en la captura del audio. Esto refleja con mayor exactitud cómo habría sonado la película en cines”. La experiencia, por tanto, nos lleva directamente a los años 80, cuando el boom de Super Mario solo estaba comenzando y Hollywood aún no se había abalanzado sobre los personajes. Todo esto está muy bien pero, ¿por qué The Great Mission to Rescue Princess Peach tiene esa fama de film raro y algo perturbador?

Haru, Príncipe del Reino de las Flores
Haru, Príncipe del Reino de las Flores

Rescatar a Peach, pero a nuestro modo

Pues fundamentalmente porque, aunque fuera un producto oficial auspiciado por Nintendo, su parecido con los juegos no es religioso en modo alguno. Es decir, el argumento de The Great Mission to Rescue Princess Peach es muy reconocible: la princesa Peach es secuestrada por Bowser y Mario y Luigi han de acudir a su rescate al reino Champiñón, pero ese solo es un esquema. Mario y Luigi trabajan en una tienda de comestibles cuando reciben la llamada de un personaje creado expresamente para la película llamado Dumpling Dog.

No es la única licencia con respecto a la creación de Miyamoto, ya que los héroes han de contactar con alguien llamado Haru, príncipe del Reino de las Flores cuyo diseño se distancia diametralmente del resto de personajes. También hay que destacar, por otra parte, que en esta película los Goombas (esos seres con forma de hongo que ofician de enemigos recurrentes en las aventuras de Super Mario) tienen brazos, siendo considerablemente más aterradores. Y que, en un momento de la película, Luigi aparece bebiéndose un vaso de sake, queriendo encontrar fuerzas para su enfrentamiento con Bowser.

Sí, nada en The Great Mission to Rescue Princess Peach es tan loco como la película en acción real de 1993 (siendo sinceros, ¿qué hay más loco que eso?), pero sin duda es toda una rareza que contrasta con las nociones asumidas de Super Mario. Una rareza que ya puedes disfrutar en todo su descacharrante esplendor. El enlace a YouTube, bajo estas líneas.

¿Quieres estar a la última de todas las novedades de cine y series? Apúntate a nuestra newsletter.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento