Logo del sitio

12 películas no aptas para padres preocupados

¿Tienes un hijo, o estás esperando uno? Enhorabuena, pero sigue nuestro consejo: aléjate de estos filmes como de la peste hasta que el 'peque' sea mayor de edad. Por CINEMANÍA
12 películas no aptas para padres preocupados
12 películas no aptas para padres preocupados

Qué gran cosa, tener hijos: la alegría de traer una nueva vida al mundo, el gozo de ver cómo tu retoño da sus primeros pasos... Pero como los cinemaníacos con peques a cuestas saben bien, la crianza no es ningún camino de rosas. Y no hablamos de la lactancia, las paperas o los cambios de pañal en horario de madrugada, sino de cosas mucho más siniestras que son las que más interesan a los cineastas más morbosos. A continuación, te ofrecemos una lista impepinable de filmes de los que debes huir si estás en medio de una paternidad o maternidad reciente.

Alien

Terror asociado: Complicaciones en el parto.

¿Por qué huir de ella? Vale que meterse en un berenjenal xenomorfo como el que atenaza a los tripulantes de la Nostromo es bien raro, y que lo es aún más el ser impregnado por un huevo de origen extraterrestre, pero después de ver a John Hurt expulsando a su criatura, hasta el mismísimo Harry 'El Sucio' pediría la epidural a gritos.

Cabeza borradoraTerror asociado: Malformaciones hereditarias.

¿Por qué huir de ella? Un embarazo no deseado: empezamos mal. Unos padres que te obligan a la pertinente boda 'de penalti': la cosa empeora. Pero, ¿un niño con forma de borrego mutante que no para de chillar, mientras una señora con naranjas en las mejillas (o eso parece) te canta canciones siniestras desde tu radiador? Está claro: hablamos de la película que David Lynch dirigió cuando nació su hija.

Nadie sabeTerror asociado: Dificultades económicas en familias numerosas.

¿Por qué huir de ella? Las películas del nipón Hirokazu Kore-Eda suelen abundar en momentos agridulces, pero lo de este filme se pasa de la raya. Nadie sabe cuenta la historia de un grupo de niños abandonados por su madre, soltera (todo un estigma en Japón... y no sólo en Japón) y condenada a una sucesión de trabajos basura. Y aún falta lo peor: el filme está basado en un caso real.

La profecíaTerror asociado: El niño es muy, muy revoltoso.

¿Por qué huir de ella? Cuando a tu vástago le da por comerse la tierra de las macetas, recuerda que está en la edad. Cuando le tira de la cola al perro, o pega a los compañeros de la guarde, mejor que le eches un ojo. Pero si tu chaval (porque siempre es un chaval) causa muertes inexplicables a su alrededor mientras observa a todo el mundo con una mirada antinatural y penetrante, ¡enhorabuena! Eres el padre o madre del Anticristo, y deberías aprender de las tribulaciones de Gregory Peck.

Lorenzo's Oil, el aceite de la vidaTerror asociado: Enfermedades infantiles incurables.

¿Por qué huir de ella? Si eres de los que van a urgencias cuando a tu bebé le sale un sarpullido, o si llamas al neonatólogo cuando tarda en echar el 'provechito' post-biberón, será mejor que no veas esta película, o terminarás reemplazando el tradicional aceite de oliva para el estreñimiento por el rarísimo óleo empleado por Nick Nolte y Susan Sarandon para tratar a su chaval. Por otra parte, tanto la historia de la película como la rara enfermedad (la adrenoleucodistrofia) que aqueja al niño en ella son reales.

El intercambioTerror asociado: Secuestro infantil.

¿Por qué huir de ella? Angelina Jolie, inesperadamente contenida, sufre en este filme la peor pesadilla de todo progenitor: no saber nada sobre el paradero de su hijo. Pero hay algo peor, y es que una fuerza policial corrupta pretende que acepte a otro crío al que jamás había visto, asegurándole que es el suyo e internándola en un psiquiátrico cuando trata de hallar la verdad. Y sí, el caso es auténtico.

Boy, InterruptedTerror asociado: Suicidio adolescente.

¿Por qué huir de ella? El 2 de octubre de 2005, el joven de 15 años Evan Perry se suicidó saltando desde una ventana. Los padres del chico, que vivía con un desorden bipolar a cuestas, acumularon videos caseros y todo el material que pudieron encontrar para responder a una pregunta: ¿por qué? Como decía Freud, uno debería esperar a la muerte de sus padres para quitarse a sí mismo de enmedio. Como demuestra este documental de HBO, no todos pueden esperar.

Mystic RiverTerror asociado: Abusos sexuales a menores.

¿Por qué huir de ella? La mayoría de los progenitores prefieren no pensar en este asunto. Pero no podrán evitar que les ronde por la cabeza tras someterse al segundo filme de Clint Eastwood (padre él mismo de famila numerosísima) que aparece en este informe. La odisea del chaval que crecerá para ser un Tim Robbins torturado ("El chico que escapó de los lobos") es demasiado verosímil.

Bowling for ColumbineTerror asociado: Violencia escolar.

¿Por qué huir de ella? "¿Cómo transformar a dos chavales de instituto en asesinos?", se pregunta Michael Moore en este documental. Y, tramposo como es, el filme responde: exponiéndoles a un sistema educativo penoso, a unos compañeros de escuela brutales y a una sociedad en la que poseer armas está bien mirado. Por el bien de tu peque y de su tirachinas, hazte un favor y esconde el dvd.

La mano que mece la cunaTerror asociado: Suplantación maternal.

¿Por qué huir de ella? Si la pregunta "¿A quien quieres más, a papá o a mamá?" te da escalofríos, evita esta película, o terminarás viendo a Peyton (la niñera psicópata de Rebecca De Mornay) en todas partes. No hace falta ser celoso, o celosa, del cariño de tu vástago para sentir terror ante la idea de que alguien quiera robártelo.

Kramer contra KramerTerror asociado: El divorcio.

¿Por qué huir de ella? El acabose en lo que a miedos paternales se refiere suele ser una ruptura matrimonial. No sólo por el dolor y el estrés que supone a los ex cónyuges, sino también por la perspectiva de ver a sus descendientes zarandeados entre los progenitores. Tanto Dustin Hoffman como Meryl Streep nos caen muy bien, pero vista su forma de pelear por la custodia de su hijo, acabamos echando de menos al señor Folien (Los padres de él) y a la madre hostelera, más burra que un arao, de Mamma Mia!.

La decisión de Sophie Terror asociado: El Horror, pura y simplemente.

¿Por qué huir de ella? De nuevo es Meryl Streep la que nos evoca un escenario terrorífico para un padre o una madre. Sólo que, esta vez, supera todo lo esperable y lo exigible: quienes tienen dos hijos o más saben que escoger entre ellos es una tarea insoportable. Lo malo es que (cuando los nazis y sus campos de concentración andan de por medio) también es obligatoria... Y deja secuelas.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento