Elegy

ISABEL COIXET TEMPLA SU PULSO DRAMÁTICO
Elegy
Elegy

Bárbara Escamilla

LA PASIÓN Y LA INSEGURIDAD, los celos y la muerte, el amor… siguen siendo territorios comunes en la literatura y el cine, pero, dependiendo de la piel que los habite, del pulso elegido para transmitirlos, de la capacidad para entrar más allá del recibidor, pueden terminar siendo más enunciado que meollo. En Elegy, película sincera y cuidada pero inesperadamente templada, pasa un poco eso. Es casi tangible el pavor que se le mete en el cuerpo a este profesor en la sesentena, acostumbrado a una independencia emocional aparentemente elegida y a calentar su cama con paréntesis en su cuenta atrás vital, y al que un buen día una (otra) alumna le desbarata el plan. Es tangible en buena medida porque es Ben Kingsley, actor, digamos, perfecto, capaz de matizar lo impensable, de convertirse en ese ‘animal moribundo’ que parió Philip Roth en su novela, de llenar de soledad y miedo el ánimo del espectador con sólo mirar a través de un cristal, con las manos en los bolsillos, aterrorizado por querer de pronto, a traición. Y es tangible también porque con ese sentimiento, en un hombre así, en una edad así, no es difícil la empatía. No es difícil tampoco seguir con la mirada al objeto de deseo, una Penélope Cruz medida y cauta, con estudiados (y logrados) matices para su Consuela; ni a los secundarios, Patricia Clarkson, Dennis Hopper y Peter Sarsgaard, todos vértices dolorosos y esenciales en la existencia del protagonista. Sin embargo, algo pasa, algo falla, cuando un miedo así, cuando una supuesta intensidad y trascendencia así, lanza poco a la butaca. Aún con la empatía, aún con la comprensión racional de ese miedo, aún con ganas, uno no se destempla, que sería lo suyo, sino que se queda lejos y adormecido, quizás porque entre ese miedo y esa inseguridad infantil tan interesantes (y esas charlas de sofá, de restaurante…) se cuela una dulzura entreverada, un ritmo lineal en exceso, innecesarias escenas románticas de playa y alguna que otra fotografía improvisada con toque L’Oréal. Una sorpresa, vaya, después de haber tragado lágrimas con la forma de atar cabos vitales de Mi vida sin mí y con la manera de hablar en silencio en La vida secreta de las palabras, por ejemplo.

Valoración:

FICHA TÉCNICA

Elegy
  • Director:
  • Género:
  • País:
  • Sinopsis:

    David Kepesh (Kingsley) es un profesor experto en seducir alumnas. Y Consuela Castillo (Cruz) es una arrebatadora e inteligente estudiante, diestra en desestabilizar a maestros seductores.

  • RESUMEN: ISABEL COIXET TEMPLA SU PULSO DRAMÁTICO

  • ESTRENO: 18/04/2008

  • THRILLER ERÓTICO / EE UU / 2008 / 108 MINUTOS / ON PICTURES. DIRECTOR: ISABEL COIXET ACTORES: PENÉLOPE CRUZ, BEN KINGSLEY, DENNIS HOPPER GUIÓN: NICHOLAS MEYER, PHILIP ROTH. onpictures.com/peliculas/elegy/index.htm

Mostrar comentarios

Códigos Descuento