Misa en televisión

He leído la columna «De la misa del domingo» y he quedado sorprendido. En una sociedad creyente en un alto porcentaje y que es de confesión católica en su mayoría, ¿cómo Fran Pomares no respeta a los impedids, que por ello no pueden ir a su parroquia?

Aunque sean una minoría, no es motivo para que alguien se moleste porque la televisión estatal dedica este corto tiempo al tema religioso.