Marbella, lujo y sol todo el año

  • Los jeques fueron los primeros en llevar el lujo a la Costa del Sol.
  • La jet set se hizo habitual de este pequeño pueblo.
  • Hoy, ese lujo está al alcance de todos.
Innumerables tiendas de lujo salpican las calles de Puerto Banús.
Innumerables tiendas de lujo salpican las calles de Puerto Banús.
E.L.
Marbella disfruta de un microclima que hace que las temperaturas prácticamente no varíen a lo largo de todo el año, por lo que es posible jugar al golf en febrero sin chaqueta en sus muchos campos. Es por eso que los jeques árabes se asentaban aquí para pasar sus vacaciones durante el siglo pasado, a los que han seguido parte de la nobleza europea, capitaneada por Gunilla von Bismarck, habitual de todos los saraos de la ciudad.

Además de ese buen tiempo, Marbella tiene mucho más que ofrecer a los visitantes. Posee una dilatada historia que comienza en tiempos del Imperio Romano, y de esa época es representativa la Villa de Río Verde. Posteriormente, los musulmanes dejaron su huella con la edificación del castillo. El casco antiguos de la ciudad es un encantador pueblo marinero que conserva parte de su sabor, muy diferente de las partes más modernas de la ciudad, donde el lujo es el principal atractivo, como los 7 kilómetros de suelo de mármol del paseo marítimo que llega hasta Puerto Banús. Este paseo se llena de los típicos chiringuitos donde comer es un placer, con nombres como Daytona Beach, el Abrevadero o El Fuerte Beach Club. Pero otras urbanizaciones y zonas de la ciudad también cuentan con chiringuitos de verano.

La lista de lugares de interés va desde la Plaza de los Naranjos, mandada construir por los Reyes Católicos, hasta el Cortijo de Miraflores, pasando por varias iglesias y torres defensivas. Pero sin duda, Marbella es conocida por sus playas. El municipio cuenta con 27 kilómetros de costa y 24 playas,  por lo que encontrar una a nuestro gusto es realmente fácil. Para ayudarte, te proponemos que visites esta guía, donde se enumeran todas ellas y se detallan sus características.

Independientemente de las playas, uno no se puede marchar de Marbella sin disfrutar de una tarde de compras por las innumerables tiendas de lujo que hay en la ciudad y en Puerto Banús, donde se encuentran las principales marcas de ropa. Lo mismo es ir callejeando para visitar las pequeñas tiendecitas de sabor andaluz que acceder a alguno de los muchos centros comerciales que existen en la zona.

Marbella, además, puede ser una base desde la que realizar excursiones a distintos lugares de la provincia: Antequera, Málaga, Nerja, Mijas... ¡Stop al aburrimiento!
Mostrar comentarios

Códigos Descuento