Por las huellas de Cela, más de sesenta años después de su Viaje a la Alcarria

  • Esta comarca de Guadalajara destaca por su sencilla belleza.
  • Se dice que la miel de la Alcarria es la mejor del mundo.
  • Brihuega, Trillo, Cifuentes y Pastrana, visitas ineludibles.
El río Cifuentes, en el momento de afluir al Tajo en Trillo.
El río Cifuentes, en el momento de afluir al Tajo en Trillo.
TRILLO.ORG

En 2006 se cumplió el 90 Aniversario del nacimiento de Camilo José Cela y el 60 del libro Viaje a la Alcarria, que el escritor publicó en 1946. Con tal motivo, la Fundación Rayet , que tiene su sede en Guadalajara, conmemoró este acontecimiento con una serie de actividades englobadas en el proyecto Ruta Viaje a la Alcarria , con la que se puso en marcha una ruta turística permanente, que recorre estos parajes y contribuye al desarrollo rural, turístico y cultural de esta comarca.

El comienzo de la ruta, al sur de la provincia de Guadalajara, tiene lugar en la propia capital alcarreña, a cuya estación ferroviaria llegaba una mañana de hace más de seis décadas el futuro Nobel, procedente de la madrileña estación de Atocha. El viajero no debe pasar por esta pequeña ciudad sin visitar su Palacio del Infantado, una hermosísima muestra de arquitectura civil renacentista que hoy alberga el museo provincial.

 Pero el viaje alcarreño de Cela comenzaba a unos diez kilómetros de Guadalajara, en la localidad de Torija , situada junto a la autovía A2, desde la que ya se divisa la imponente estampa de su castillo, que alberga el primer museo del mundo dedicado a un libro, con objetos personales utilizados por el escritor en su recorrido por Guadalajara en el año 1946, así como ediciones únicas de la publicación, fotografías de la época, mapas y utensilios usados en la posguerra y que Cela nombra en alguno de sus escritos. La torre-museo se encuentra en la actualidad en proceso de restauración, por lo que hasta principios del próximo año no se reabrirá al público.

Brihuega.De Torija el viaje prosigue hacia Brihuega, a la que Cela dedica unas páginas para describir sus murallas, los jardines de la Real Fábrica de Paños, que en un futuro se convertirá en un hotel de lujo, y la frondosa la vega del Tajuña. Hoy Brihuega mantiene un enorme encanto y cuenta con una buena oferta hostelera.

El siguiente capítulo de nuestro viaje, acompañados delTajuña, que en palabras del narrador de nuestra aventura «corre rumoroso, rápido, por la vega, y a su orilla silban los pajaritos de la tarde, croan las últimas ranas de la tarde» es Cifuentes, "un pueblo hermoso, alegre, con mucho agua, con mujeres de ojos negros y profundos".
Cifuentes.En efecto, Cifuentes se enorgullece de ver nacer el río del mismo nombre, que más adelante, en Trillo, afluye al Tajo.
El perfil de Trillo está marcado por dos dobles gigantes: por un lado, las torres de su central nuclear, de las que emergen sendas columnas de humo; las otras dos torres son más naturales, los montes conocidos como las Tetas de Viana. El viaje puede continuar hacia Durón, para visitar las localidades de Pareja, Casasana y Sacedón, en las cercanías de los pantanos de Entrepeñas y Buendía. La posada de Sacedón en la que durmió Cela es hoy un restaurante llamado El Torreón.

No podemos dar por terminado nuestro viaje sin conocer
Pastrana, una preciosa villa  que en su plaza principal, la hermosa Plaza de la Hora, muestra el
Palacio de los Duques de Pastrana, donde estuvo encerrada la Princesa de Éboli. Otro punto ineludible es su colegiata, que guarda en su interior una maravillosa colección de tapices flamencos.

Capítulo aparte merce la gastronomía de la zona, en la que no pueden dejar de probarse su cordero asado y en caldereta, las migas, las gachas, la pesca, la caza y el morteruelo. Por su parte, los dulces de Pastrana gozan de reconocida fama, especialmente sus yemas de Santa Teresa y sus bizcochos borrachos. Además, la Miel de La Alcarria está reconocida como la mejor del mundo por sus propiedades nutritivas.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento