Periscope
Sistema de moderación de comentarios de Periscope. TWITTER

Este lunes, Facebook, Twitter, YouTube y Microsoft suscribieron un Código de Conducta, promovido por la Comisión Europea, con el objetivo de tomar medidas para impedir que el "lenguaje del odio" se difunda a través de la red.

Pocas horas después, Periscope, el servicio destreaming de Twitter, ha anunciado un sistema de moderación de comentarios en tiempo real, un servicio opcional que puede ayudar a acabar con los mensajes racistas, xenófobos y ofensivos en general.

Esta opción permite a los usuarios reportar los mensajes que consideren inapropiados durante un streaming. Una vez que el emisor de un vídeo alerte de un comentario abusivo, el nuevo sistema seleccionará al azar un grupo de espectadores que votarán para decidir si el comentario se elimina o no. El usuario que lo haya realizado será sancionado con 60 segundos sin poder comentar.

Si el usuario sancionado reincide, no podrá volver a hacer ningún otro comentario durante el resto de la transmisión.

Este servicio, además de controlar los comentarios abusivos, también sirve para luchar contra el spam, abundante en todos los servicios en los que es posible realizar comentarios.