Mercedes Cabrera
La ministra de Educación y Ciencia, Mercedes Cabrera, en la sesión de control al Gobierno en el Congreso de los Diputados. José Huesca / Efe

Las inversiones del Gobierno y de las Comunidades Autónomas crecerán un 16% anual en I+D+i (Investigación, desarrollo e innovación) desde 2008 con el objetivo de alcanzar un gasto global en este tipo de actividades del 2,2 por ciento del PIB en 2011, incluido el sector empresarial, que financiará el 55% y ejecutará el 60% del total.

Éstas son las previsiones del VI Plan Nacional de I+D+i, que incluye, entre otras novedades, el programa Severo Ochoa, para la contratación estable desde 2008 de científicos de alto nivel españoles o extranjeros que trabajen en nuevas líneas de investigación o, excepcionalmente, en otras existentes.

La solicitud de ayudas y la tramitación de proyectos se agilizará a través de una ventanilla única

La solicitud de ayudas y la tramitación de proyectos se agilizará a través de una "ventanilla única", explicó hoy la ministra de Educación y Ciencia, Mercedes Cabrera, en la presentación del plan, en la Universidad Internacional Menéndez y Pelayo.

Entre otros objetivos, este plan pretende que la producción científica española pase a ser el 3,6% del total mundial y que el 45% de ella sea resultado de la colaboración internacional.

Alcanzar 7,1 investigadores por mil trabajadores (población activa), que los investigadores del sector empresarial sean el 42,8% del total, 96 patentes por millón de habitantes solicitadas en la Oficina Europea de Patentes y un 37,8% de empresas innovadoras sobre todas ellas son otras metas.

El plan, que aprobará próximamente el Consejo de Ministros, contempla trece programas nacionales distribuidos en seis líneas instrumentales: recursos humanos, proyectos de I+D+i, fortalecimiento institucional, infraestructuras científicas y tecnológicas, utilización del conocimiento y transferencia tecnológica y articulación e internacionalización del sistema nacional de ciencia y tecnología.

El centenar anual de convocatorias para la financiación de proyectos se reducirá aproximadamente a una veintena y se agilizarán las peticiones con una "ventanilla única" a través de internet desde 2009 para evitar "duplicidades" de solicitudes y evaluación de proyectos.