Los 'gadgets' que nos esperan

Jibo es un mayordomo digital que parece una lámpara pero que vigila la casa y te comunica con quien tú quieres.
Jibo es un mayordomo digital que parece una lámpara pero que vigila la casa y te comunica con quien tú quieres.
JIBO

2015 ha sido el año de Regreso al futuro, pero irónicamente el mundo que vaticinaba hace 30 años aún no tiene ni aerodeslizadores, ni reactores de biomasa ni cine holográfico (a cambio nos hemos deshecho del fax). No es para menos, esto de predecir la tecnología del futuro es complicado incluso de un año a otro.

Pese a que aventurarse a predecir el futuro es una de las aficiones más antiguas de la humanidad, no hay oráculo infalible. Aun así, nos arriesgamos a destacar algunos avances tecnológicos que de una u otra manera pueden tener un importante impulso en 2016. Muchos de ellos son ya realidad en forma de prototipo o concepto, y otros llevan pocos meses en las tiendas pero han levantado mucho interés.

Algunos solo serán gadgets de moda pasajera, pero otros pueden representar un paso decisivo en nuestras vidas. La realidad virtual es la eterna promesa que, tras un breve flirteo con los videojuegos a mediados de los 90, parece que quiere volver al mercado para revolucionar la forma de ver –y sentir– los contenidos multimedia.

Si bien es cierto que ya existen adaptadores que convierten determinados smartphones en visores VR bastante básicos. Los grandes protagonistas son el Oculus Rift, el PlayStation VR (aka Morpheus), el HTC Vive y más a largo plazo las Microsoft Hololens, que combinan la imagen real con imágenes digitales que recrean objetos en 3D.

Los drones –que no los droides de Star Wars– son esas pequeñas aeronaves pilotadas de forma remota que han tenido una muy buena acogida entre los consumidores como gadget de ocio, aunque amenazan con entrar en una nueva faceta de nuestras vidas: el reparto de artículos de consumo, desde paquetes hasta productos de alimentación. Probablemente no será este año, pero conviene estar atentos.

Dentro del mundo del transporte hay uno que destaca y no son los vuelos suborbitales turísticos. Esos tardarán más en llegar. Estamos hablando de los coches autoconducidos o automóviles inteligentes. Todo el mundo está de acuerdo sobre los beneficios que tendrían los coches conducidos por ordenadores interconectados. Menos accidentes, tráfico más fluido e incluso personas de mejor humor.

El próximo año, Nintendo presentará su nueva consola conocida como Nintendo NX. Oficialmente no se sabe nada. Ni sus especificaciones, ni su aspecto ni siquiera sus novedades. Todo son rumores. Que si tendrá juegos en la nube, que si modular, e incluso, que si será una consola dual, mitad sobremesa mitad portátil. Se espera que antes del verano salgamos de dudas, pero no llegará hasta fin de año.

Otros de los movimientos tecnológicos que se harán cotidianos será pagar con el móvil. La lucha entre plataformas, marcas y bancos a buen seguro nos va a liar el panorama, pero existirá una cierta compatibilidad entre los principales modelos de pago y eso hará posible que en compras habituales podamos usar la identificación del móvil para pagar la cuenta. En el lado negativo veremos también que el hackeo estará a la orden del día, así que nos tocará poner más cuidado en el uso de claves a través de cualquier plataforma digital.

Los wearables, que ya tuvieron sus 15 minutos de fama con el Apple Watch, tendrán en 2016 un buen caldo de cultivo para proliferar. Por supuesto, las pulseras de monitorización deportiva medirán cada vez mas cosas y los relojes tendrán más funciones. Lo que aún estamos esperando es que la ropa con sensores empiece a llegar al mercado y sea capaz de ajustarse a las necesidades del portador.

Seleccionamos siete candidatos a destacar en el sector tecnológico durante 2016, aunque no todos ellos serán una revolución de futuro:

Google Car. El próximo gran paso serán los vehículos autoconducidos, y en eso Google lleva ya tiempo trabajando. No es probable que veamos uno en 2016, pero a buen seguro que otras marcas presenten cosas muy relacionadas.

Nokia Ozo. Las cámaras capaces de grabar contenido para visores de realidad virtual deben tener su hueco. Son caras y complejas, por eso de momento solo son para profesionales, pero seguro que llegarán al móvil en poco tiempo.

Sony PlayStation VR. Morpheus es la apuesta de Sony en realidad virtual y estará dedicada a los videojuegos envolventes, pero también servirá para disfrutar de contenidos multimedia inmersivos.

Botón Amazon. Estos botones se pueden fijar en cualquier lugar (despensa, baño, armario) y cada vez que se pulsan añaden una unidad del producto asociado a la lista de la compra online. Después, solo hay que validar la compra.

Jibo. Se trata de un mayordomo digital que parece una lámpara pero que vigila la casa y te comunica con los amigos gracias a sus dos cámaras. Además, ofrece respuestas a preguntas siempre que la solución esté en internet.

Proyecto ARA. Un smartphone basado en Android que destaca por ser modular. Se podrá mejorar la cámara, actualizar el procesador o añadir funciones especiales para videojuegos, entre otras muchas posibilidades.

SmartGyro. Ya se ven algunos de estos monopatines eléctricos –parecidos a un Segway sin manillar– por la calle. Su uso no está regulado, pero van a ser el juguete de moda, ya que permite desplazarse a una velocidad aproximada de 15 km/h.
Mostrar comentarios

Códigos Descuento