Estrellas
Imagen de una lluvia de estrellas en el campo. EFE/ARCHIVO

Las estrellas son ya un objeto de deseo turístico. La certificación de destino Starlight es un marchamo avalado por la Unesco que sirve para demostrar que un territorio reúne las condiciones necesarias como destino turístico para ver las estrellas. Hasta el momento, sólo han obtenido la calificación de destino o reserva Starlight algunos parajes de España, Portugal o Chile.

En nuestro país los lugares “certificados” para disfrutar de las estrellas son Sierra Morena, Tenerife, La Palma y la zona de Gredos-Norte, en Castilla y León. A este lista y en esta última región se quiere sumar el Valle de las Batuecas, en el sur de la provincia de Salamanca. Los quince pueblos del Parque Natural de Las Batuecas, además de empresarios y operadores turísticos de la zona, han unido sus fuerzas para obtener en un futuro próximo la certificación de destino Starlight.

En España ya son reserva Starlight Sierra Morena, Tenerife, La Palma y Gredos-NortePara impulsar esta iniciativa, los técnicos del Parque Natural Las Batuecas ya han organizado algunas quedadas nocturnas, donde miembros de asociaciones de astronomía de Salamanca han explicado a los vecinos las diferentes constelaciones y planetas que se pueden observar desde esta zona del Sur de Salamanca.

La primera quedada se celebró hace unos días en Monsagro, donde se colocaron telescopios de grandes dimensiones y se demostró que el cielo de esta localidad salmantina "es perfecto para contemplar las estrellas, ya que no hay contaminación que lo impida", asegura su alcalde, Ángel Mateos.

Uno de los objetivos del Parque Natural de Las Batuecas es que se cree esta Reserva en la zona de Las Eras de Monsagro, un paraje situado al pie del santuario de la Peña de Francia, sin contaminación lumínica y donde "sólo se puede escuchar y ver la naturaleza", explica el regidor.

La garantía de disfrutar de las estrellas

A finales de los años 80 se creó en las Islas Canarias la Fundación Starlight para, con el aval de la Unesco, certificar aquellos territorios que son los mejores para la práctica del turismo astronómico. La Fundación Starlight nació en el año 2009 del seno del Instituto de Astrofísica de Canarias, que fue creado en el año 1982.

Entre los objetivos de esta fundación está la preservación de la iluminación natural celeste para preservarlos de la contaminación lumínica y, así, ponerlos en valor para su aprovechamiento científico, cultural o turístico. Otro objetivo es la promoción del turismo científico y, más en concreto, el turismo de las estrellas, como segmento emergente, sostenible y de calidad. Para ello, la Fundación dispone de un Sistema de Certificación por el que se acreditan como Destinos Turísticos Starlight a aquellos lugares cuya calidad del cielo e infraestructuras permiten desarrollar este tipo de actividad.