Skype es una compañía que ofrece servicios de comunicación a través de VoIP. Básicamente ofrece dos tipos de servicios.

Por un lado, SypeIn permite hablar de forma gratuita con otros usuarios que también tienen instalada la aplicación a través del ordenador. Por otro, SkypeOut se utiliza para realizar llamadas desde el ordenador a teléfonos fijos y móviles convencionales de cualquier parte del mundo a un precio reducido.

Los ingresos de Skype provienen de las llamadas que se realizan a través de SkypeOut.

Después de unos resultados económicos que no han sido los esperados, la compañía ha procedido a cerrar las sedes de Francia, Alemania, España, Escandinavia, Italia y Polonia, como recogen en The Inquirer.

Pese a que el número de usuarios de Skype crece cada día, la compra de minutos para llamar a través de SkypeOut no ha ofrecido los resultados que se esperaban.

En este momento, Skype cuenta con 171 millones de clientes de su servicio gratuito.

Esta decisión supone la eliminación de entre 20 y 40 puestos de trabajo de los 516 con los que cuenta la compañía. Actualmente, Skype es propiedad del sitio de subastas eBay.