A pesar de que reciben un número creciente de "correo basura", los internautas estadounidenses ya aceptan el spam como un engorro irremediable, según un informe.

El 37% de los internautas de Estados Unidos asegura estar recibiendo más correo basura en sus direcciones personales, y el 29% también en sus direcciones de trabajo, según un informe del Pew Internet and American Life Project.

A pesar de ello, el 28% de los internautas señaló que esto no supone un problema, un porcentaje más elevado que en 2003, cuando sólo era de un 16%.

Según este sondeo, el spam relacionado con la pornografía parece ir en declive en favor de aquel sobre medicamentos y oportunidades financieras y timos que buscan hacerse con contraseñas u otra información privada.

Por otra parte, los usuarios cada vez son más hábiles a la hora de bloquear este correo basura con programas de software.

"La gente está aprendiendo a lidiar con el 'spam', y este tipo de control significa que están menos preocupados por él", dijo Deborah Fallows, investigadora de Pew, a internetnews.com.

Eso no significa que la gente no lo tenga en cuenta: la encuesta también mostró que el 55% de los usuarios ha perdido confianza en el email a causa de esta plaga.

Un informe reciente de la consultora IDC señalaba que el número de spam ya podría sobrepasar al de correo legítimo en lo que se refiere a volumen.