Impresora
Impresora CLIPSET

La crisis parece no tocar a su fin y esto hace que cada vez haya más usuarios concienciados de la necesidad de ahorrar sin perder calidad, como lo demuestra el hecho de que la marca blanca ya suponga el 42,3% de la cesta de alimentación, según el informe ScanTrends de la consultora Nielsen.

Las empresas seducen al cliente con ofertas en impresoras, conscientes de que su verdadero negocio está en la tinta Sin embargo, es curioso ver como cuando a cartuchos de tinta o tóner se refiere el dato se dispara hasta el 61%, según un estudio realizado entre sus clientes por el portal de comercio electrónico conZumo. Es decir, más de 6 de cada 10 pedidos de tinta para impresoras realizados a través de Internet son de productos de marca blanca. Esto supone que, según el estudio realizado, este dato ha aumentado en el último ejercicio un 14%.

De entre los principales motivos alegados por los usuarios consultados para la elección de la marca blanca en cartuchos de tinta y tóner para impresoras, los más destacados y repetidos son la gran diferencia de precio que encuentran respecto al precio marcado por el fabricante de la impresora, donde existen descuentos de hasta el 70%, y el haber comprobado que no hay perdida de calidad apreciable entre los cartuchos y tóners compatibles y los originales.

Según el director general de ConZumo, Octavio Laguía, el uso de cartuchos y tóners compatibles permite que el consumidor "no esté cautivo" de las grandes empresas del mercado de impresión.

"Muchas de estas empresas seducen al cliente con sugerentes ofertas y descuentos en impresoras y equipos multifunción con la intención de estar captando un cliente potencial para su división de consumibles, conscientes de que su verdadero negocio está en la tinta, donde sus márgenes son mayores y cuyo gasto por parte del consumidor, a lo lardo de la vida útil de la impresora, puede ser 10 veces superior al del propio equipo", afirma.