Con energía eólica sin conexión a red

Siemens Gamesa, Hiperbaric y Ariema se alían para producir hidrógeno en Navarra

Aerogenerador de Siemens Gamesa.
Siemens Gamesa, Hiperbaric y Ariema se alían para producir hidrógeno en Navarra.
Gurutz Begoña / Siemens Gamesa
Aerogenerador de Siemens Gamesa.

El Instituto para la Diversificación y el Ahorro de la Energía (IDAE), organismo dependiente del Ministerio para la Transición Ecológica, ya ha seleccionado los proyectos (aunque de manera provisional) que se llevarán los 40 millones de euros incluidos en el programa de incentivos 4 del Proyecto Estratégico para la Recuperación y Transformación Económica de Energías Renovables, Hidrógeno Renovable y Almacenamiento (Perte ERHA), destinado a la financiación de la investigación, al desarrollo de programas piloto innovadores y a la formación en tecnologías habilitadoras clave.

Entre ellos destaca el impulsado por Siemens Gamesa, Hiperbaric y Ariema Enerxia en Navarra. Las tres compañías se han adjudicado 9,4 millones de euros para la investigación en soluciones para la generación de hidrógeno verde mediante energía eólica en emplazamientos terrestres sin conexión a red, según la propuesta de resolución provisional para la concesión de ayudas, consultada por La Información.

El fabricante de aerogeneradores español puso en marcha el año pasado en Brande (Dinamarca) el primer proyecto del mundo capaz de producir hidrógeno verde directamente a partir del viento en 'modo isla'. Aunque también puede operar conectado a la red eléctrica. En concreto, el prototipo incluye un aerogenerador de Siemens Gamesa de 3 megavatios (MW), que alimentar un electrolizador de 400 kilovatios (kW), responsable de dividir el agua en sus dos componentes: oxígeno e hidrógeno. Además, la compañía también utiliza este proyecto para explorar si la integración de baterías en este sistema puede contribuir a la estabilidad de la red y ayudar a resolver los problemas relacionados con la variabilidad del viento.

Navarra, centro de operaciones

Asimismo, esta combinación tiene el potencial de ampliar la producción energética de ciertos proyectos eólicos ya existentes. Las baterías pueden almacenar la energía sobrante de forma que alimenten a los electrolizadores cuando no haya viento y se produzca más hidrógeno verde. Y en el caso de que la instalación esté conectada a la red, las baterías pueden distribuir esa energía renovable vertida, lo que aumenta su flexibilidad. Siemens Gamesa ya no tiene tejido productivo en Navarra tras el cierre de Aoiz en 2020,  pero cuenta con personal en oficinas corporativas y un centro de I+D en Sarriguren, los centros de servicios y mantenimiento de Arazuri y Agustinos y un centro de formación de Noáin.

De su lado, Hiperbaric, empresa burgalesa dedicada al desarrollo de equipos industriales de altas presiones, está inmersa en un plan estratégico para el periodo 2023-2027 en el que el hidrógeno verde es su punta de lanza. Aspira a liderar las oportunidades que se están abriendo en este campo tanto dentro como fuera de España. De hecho, para 2027 espera que el hidrógeno verde suponga el 45% de su facturación total. Actualmente, el 90% de su facturación procede del negocio de procesado por altas presiones (HPP) para el tratamiento y conservación de alimentos y bebidas, donde ostenta más del 60% de la cuota de mercado internacional y ha trabajado con empresas como  Starbucks, Campofrío, Profand, Paltavo o Noel.

Ariema es la tercera en discordia. Compañía tecnológica fundada en 2002, es la empresa española más longeva del sector y la única con tecnología de electrólisis propia, según informa en su propia web. Trabaja en consultoría y acompañamiento al cliente, formación, gestión de instituciones y asesoría técnica en materia de inversiones en el sector. Desde su nacimiento como 'spin-off' del Instituto Nacional de Técnica Aeroespacial (INTA), ha fabricado, instalado y puesto en marcha una quincena de sistemas electrolizadores, así como realizado multitud de instalaciones de hidrógeno para diversas aplicaciones.

Bahía H2 Offshore

Otro de los proyectos que resalta en la resolución del IDAE para llevarse parte de las ayudas es el Bahía H2 Offshore, impulsado por el clúster de energías marinas de Cantabria. En total se ha adjudicado 5,73 millones de euros y tiene como objetivo desarrollar un pionero e innovador sistema de generación, en condiciones marinas, de combustibles en forma de hidrógeno y amoniaco verde mediante energía renovable flotante (eólica marina y/o solar fotovoltaica). El Puerto de Santander acogerá el proyecto, que desarrollará su primera fase en un plazo de ejecución de 36 meses y generará 21 puestos de trabajo directos.

En concreto, el Bahía H2 Offshore ocupará un espacio de dominio público de la APS y se centrará en el diseño, construcción, instalación y seguimiento de una plataforma flotante a escala, integrando las tecnologías electrólisis alcalina para producción del hidrógeno verde y la simulación del proceso Haber-Bosch para la generación de amoniaco. Así, está previsto estudiar la instalación de paneles solares flotantes que suministren energía limpia a la plataforma y el uso de combustible verde generado en los buques y equipamientos de líneas y operadoras del Puerto.

Cartera de proyectos en españa

  • El hidrógeno renovable se ha convertido para España en un pilar básico dentro del proyecto país y cuenta ya con una cartera de proyectos de más de 15,5 GW, lo que casi duplica el objetivo a 2030 marcado en la 'hoja de ruta' del Gobierno. En concreto, existen 80 proyectos repartidos por toda la geografía, aunque principalmente se focalizan en las costas sur, cantábrica y mediterránea debido a que son zonas más industrializadas y que tienen más posibilidades de adoptar esta tecnología. 

Aunque en la primera fase las soluciones tecnológicas serán testadas en una zona portuaria, su aplicación final será en condiciones alejadas de la costa y abrirá un abanico de oportunidades de negocio en mercados como el transporte marítimo. La segunda fase se realizará sobre el prototipo con equipo de amoniaco y su integración con una turbina eólica marina operativa. Y en la tercera se prevé su integración con un parque eólico en funcionamiento. El consorcio está coordinado por el Sea of Innovation Cantabria Cluster-SICC, pero también han colaborado en su pormoción los otros dos socios del Supercluster Atlantic Wind (SAW): el cluster FAEN-Ainer de Asturias y Asime de Galicia.

Por su parte, en la Comunidad Valencia, Ignis Growth, Ingeteam Power Technology y Sig Servicios Integrados de Ingeniería optan a 3,4 millones de euros para nuevas soluciones tecnológicas para plantas de producción de hidrógeno verde a gran escala.Por su parte, en la Comunidad Valencia, Ignis Growth, Ingeteam Power Technology y Sig Servicios Integrados de Ingeniería optan a 3,4 millones de euros para nuevas soluciones tecnológicas para plantas de producción de hidrógeno verde a gran escala. El programa de incentivos 4 del Perte ERHA se trata de una línea de ayudas a las que pueden optar tanto consorcios o agrupaciones empresariales que incluyan al menos una pyme, como el sector público institucional y las entidades dependientes de las Administraciones Públicas. También centros tecnológicos o de apoyo a la innovación tecnológica de ámbito estatal. De las 43 propuestas que recibió el IDAE, 19 han sido aceptadas, agotando la dotación presupuestaria. Los proyectos ganadores están repartidos en diez comunidades autónomas: Andalucía (4), Aragón (1), Castilla y León (1), Castilla-La Mancha (2), Comunitat Valenciana (3), Cataluña (3), Cantabria (1), Murcia (1), Navarra (1) y País Vasco (2).

Redactor de Energía

Graduado en Periodismo por la Universidad Rey Juan Carlos, di mis primeros pasos en la agencia Europa Press para luego escribir en el periódico económico Cinco Días, donde me tocó hacer un curso intensivo sobre Energía. También he pasado por la redacción de The Objective y aprendí sobre finanzas en HelpMyCash. Ahora, formo parte de La Información.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento