Investiga cuatro denuncias 

Protección de Datos prohíbe a Worldcoin escanear el iris a cambio de criptodivisas

Iris ojo
Protección de Datos prohíbe a Worldcoin escanear el iris a cambio de criptodivisas. 
fotografierende vía Pixabay
Iris ojo

La Agencia Española de Protección de Datos (AEPD) cierra la puerta a Worldcoin y ha obligado a la empresa a interrumpir, de forma cautelar, la realización de sus actividades en España. Además, le ha prohibido continuar escaneando el iris de miles de personas y recopilando datos personales de esta forma. 

La empresa empezó en varios lugares del mundo hace unos meses a escanear el iris de personas voluntarias a cambio de una compensación económica -criptomonedas- y ha argumentado que toda la información que recopila es anónima y los usuarios mantienen en todo momento el control de sus datos.

La AEPD, que el pasado 20 de febrero confirmó que investigaba cuatro denuncias sobre esta actividad, ha decidido de forma cautelar prohibir a la empresa continuar con esta práctica, ha informado este miércoles en rueda de prensa en Madrid la directora del organismo, Mar España.

Compensación a cambio del iris 

Worldcoin lleva ofreciendo desde hace meses una compensación económica a miles de personas que han aceptado escanear sus iris, ha afirmado que toda la información recopilada a través del proyecto es anónima y los usuarios mantiene un control permanente de sus datos. Para informar del proyecto que ha puesto en marcha esta empresa y tratar de despejar las dudas que ha generado, responsables de la compañía comparecían hace unos días ante un grupo de periodistas y defendieron que la iniciativa se ajusta a todas las normas europeas y españolas de protección de datos.

Ricardo Macieira, director para Europa de la empresa Tools for Humanity, explicó que el proyecto trata de diseñar una tecnología capaz de distinguir entre un "humano único" y un "bot" o un "chatbot" -sistemas informáticos que funcionan de una manera robotizada-.

Qué recoge el escaneo del iris 

Según la compañía, los datos recopilados tras el escaneo del iris de las que personas que participan voluntariamente quedan encriptados y almacenados de una forma anónima, que la imagen que se toma del iris se borra de forma instantánea para transformarse en un código encriptado y en ningún dato permanece asociado a documentos de identidad, correos electrónicos o teléfonos. El control está "siempre" en manos de la persona que ha participado. 

Para descargar la aplicación y pertenecer a esa "red" no es necesario dar el nombre, el correo ni el teléfono, y toda la información que se utiliza para asegurar esa "singularidad humana" se borra por defecto, han asegurado sus responsables, que han insistido en que la única información que se conserva es un mensaje que contiene un código de iris (no la imagen del iris) que garantiza esa "unicidad", pero que no está vinculado a una cuenta en la aplicación ni incluye información sobre una persona o su identidad.

Pago con criptomonedas 

La  empresa "no paga" a los usuarios por la cesión de sus datos, sino que entrega un "token" (una unidad de valor creada por la propia organización) a cambio de su participación en el proyecto y que el usuario puede monetizar o almacenar. La empresa ha creado su propia criptomoneda o "token" (llamado "WLD"), que reciben los usuarios al registrarse. Sólo pueden acceder mayores de 18 años y que los datos nunca se van a ceder ni a vender a terceros.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento