La sorprendente reacción de un perro al creer que su dueño se está ahogando