Los políticos condenan el atentado de Barcelona por Twitter