La DANA se marcha de España tras dejar graves daños