Ribó, dispuesto a dimitir si un juez le acaba imputando