El "narcosubmarino" ya está en tierra