Borja Thyssen se sienta en el banquillo por un presunto fraude fiscal