Una galleta de jengibre huye de un perro hambriento

Una galleta de jengibre huye de un perro hambriento

Juanro - TWITTER 08.10.2019 - 09:04h

Una 'galleta de jengibre' enorme es un bocado demasiado apetitoso para que un perro lo deje pasar. El problema radica en que si el dulce lleva en su interior un ser humano, la cosa se complica y los colmillos del can pueden morder carne.

Mostrar comentarios