Una bola de fuego cruza el sur peninsular