Cristina Pedroche, los motivos por los que la critican