PP denuncia que en Cataluña peligra la libertad de cátedra