Ciencia ficción aplicada a la vida real

Ciencia ficción aplicada a la vida real

ATLAS 20.12.2014 - 19:44h
Unos brazos robotizados han hecho que Leslie Baug, que perdió sus dos brazos en un accidente hace 40 años, vuelva a saber lo que es mover una mano o coger un vaso de agua sin la ayuda de nadie. A diferencia de otras prótesis que necesitan interactuar con el paciente, este dispositivo solo usa sus pensamientos para mover objetos como si se tratara de su propio cuerpo. Para conseguirlo, Leslie necesitó una cirugía para conectar sus terminaciones nerviosas al sistema.

Comentarios

Hemos bloqueado los comentarios de este contenido. Sólo se mostrarán los mensajes moderados hasta ahora, pero no se podrán redactar nuevos comentarios.

Consulta los casos en los que 20minutos.es restringirá la posibilidad de dejar comentarios