eSports
Dos equipos se enfrentan en el torneo oficial del videojuego de acción 'Rainbow Six Siege'. Andre Pichette / EFE

El Comité Olímpico Internacional (COI) tiene una serie de normas para decidir qué deportes pueden ser disciplinas de unos Juegos Olímpicos y cuáles. Las fundamentales son tres: que se practique por lo menos en 75 países de cuatro continentes (en deportes masculinos) y en un mínimo de 40 países y tres continentes (en femeninos); en deportes de invierno, en 25 países de 3 continentes; y que el deporte en cuestión aplique el código antidopaje aprobado mundialmente.

Visto así, ¿llegarán los eSports a ser deporte olímpico? Están en camino y no es la primera vez que se habla de ello. La diferencia es que ahora algunos se animan a poner fecha. ¿Será en los Juegos Olímpicos de París 2024 cuando los eSports debuten como disciplina olímpica? El COI y los representantes de las competiciones de videojuegos siguen dando pasos al respecto.

El pasado 21 de julio se celebró en Lausana (Suza) la Cumbre Olímpica sobre eSports. El COI y la Asociación Global de Federaciones Internacionales de Deportes (GAISF) anunciaron la creación de un grupo especializado de eSports, a modo de enlace de todos los actores del sector de los deportes de videojuegos.

No se tomaron decisiones concretas, pero los representantes de los eSports y de los respectivos comités olímpicos y asociaciones deportivas, coincidieron en mantener una agenda que promueva un acercamiento provechoso. El objetivo es que su trabajo acabe en la inclusión de los eSports como disciplina olímpica, cosa que algunos creen probable en 2024.

Violencia, demasiada violencia

Todo parece encaminado, pero para ello los videojuegos deberían ser menos violentos. En agosto de 2017, Thomas Bach, presidente del COI, comentó este aspecto en declaraciones a un periódico chino: "Queremos promover la no discriminación y la no violencia entre las personas. Ello no coincide con los videojuegos, que tratan de la violencia, las explosiones y los asesinatos.

Pero dos meses después, el propio Bach habló de la importancia y el crecimiento de los videojuegos en otra Cumbre Olímpica en Lausanne. Un comunicado oficial posterior asegurana que "los eSports pueden ser considerados una actividad deportiva y los jugadores involucrados se preparan y entrenan con una intensidad comparable a la de los atletas de los deportes tradicionales”.

No obstante, el comunicado recordaba los peros: "Para ser reconocidos por el COI como deporte, el contenido de los eSports no debe infringir los valores olímpicos. Otro requerimiento para ser reconocido es la existencia de una organización que garantice que se obedezcan las reglas y regulaciones del movimiento olímpico (anti-doping, apuestas, manipulación, etc.)".