Logo del sitio

Cuatro playas perfectas para ir con bebés en Alicante: desde la Almadraba hasta Glea

Bebé en la playa.
Bebé en la playa.
ArtMarie / iStock

A la hora de planear un día de playa en familia, hay que tener en cuenta muchos más factores si tenemos un bebé. Debemos buscar arenales accesibles, con aguas tranquilas y poco profundas y que dispongan de servicios básicos. La costa de Alicante está salpicada de playas con estas características, donde podremos disfrutar de una divertida y segura jornada con los más pequeños.

Playa de la Almadraba

Playa de la Almadraba.
Playa de la Almadraba.
soniabonet / iStock

La playa de la Almadraba es un espacio perfecto para relajarse, un lugar tranquilo y recogido con poco oleaje y sin aglomeraciones. La encontramos cerca del centro de Alicante, entre la playa de la Albufereta y las calas del Cabo de la Huerta. Se extiende a lo largo de 750 kilómetros y cuenta con servicios como lavapiés o alquiler de hamacas y sombrillas.

Playa de La Fossa

Playa La Fossa.
Playa La Fossa.
TONO BALAGUER / iStock

En el municipio de Calpe, nos topamos con una preciosa playa de arenas doradas y aguas limpias. Se trata de La Fossa, un arenal de casi un kilómetro de longitud que nos ofrece unas bonitas vistas del peñón de Ifach. Además de contar con todo tipo de servicios, también dispone de pasarelas que entran en la arena, perfectas para acceder con carritos de bebés.

Playa Lisa

Playa de Santa Pola.
Playa de Santa Pola.
LUNAMARINA / iStock

La playa Lisa se extiende a lo largo de 669 metros en el municipio de Santa Pola. Sus aguas poco profundas a convierten en el lugar perfecto para ir con los más pequeños de la familia. Además, dispone de todo tipo de servicios como socorrismo, aseos y alquiler de sombrillas y hamacas.

Playa de Glea

Playas de Dehesa de Campoamor.
Playas de Dehesa de Campoamor.
amoklv / iStock

La playa de la Glea se sitúa a dos kilómetros al sur del Cabo Roig, en la localidad de Dehesa de Campoamor. Es un arenal amplio con 513 metros de longitud y 70 metros de anchura, que enlaza al norte con la playa de Aquamarina y al sur con uno de los espigones del Puerto Náutico. La profundidad del agua es progresiva, de modo que es muy seguro bañarse. Incluso cuenta con accesos para carritos de bebés.

Apúntate a la newsletter y recibe en tu correo las mejores propuestas para viajar por el mundo.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento