Logo del sitio

¿Estamos preparados para protegernos ante una guerra nuclear? La venta de equipos anti-radiación se ha disparado

Para la contaminación nuclear aconsejan una máscara con un filtro combinado de gases y vapores ABEK2.
Para la contaminación nuclear aconsejan una máscara con un filtro combinado de gases y vapores ABEK2.
Global Protección

La Guerra entre Ucrania y Rusia ha provocado muchas y diferentes reacciones en la sociedad de todo el mundo, desde ciberataques hasta falta de suministro de materiales.

Sin embargo, ha creado una alarma social que todavía se desconoce a nivel global, pero que, de forma individual, se está desencadenando al igual que pasó con las mascarillas y el gel hidroalcohólico en los orígenes del COVID-19: la compra de material de protección nuclear.

Global Protección, empresa dedicada a fabricar material de protección nuclear, ha visto aumentadas exponencialmente sus ventas a causa de este temor mundial y, a diario, registra gran cantidad de pedidos de trajes químicos, máscaras respiratorias integrales con filtros de protección y botas y guantes anti-radiación.

El director de marketing de Global Protección, Alberto Peñaranda, ha explicado en declaraciones a 20Bits que “vivimos en una situación desconocida hasta por los expertos en energía nuclear”.

“Los fabricantes de este tipo de materiales de protección estamos acostumbrados a fabricarlos para usos totalmente distintos a lo que de una explosión o fuga nuclear se puede derivar”, ha matizado.

Esta empresa se dedica a fabricar trajes de protección química y distribuyen este tipo de material y el resto de productos de protección de forma oficial directamente.

En Global Protección fabrican trajes químicos, máscaras respiratorias integrales con filtros de protección y botas y guantes anti-radiación.
En Global Protección fabrican trajes químicos, máscaras respiratorias integrales con filtros de protección y botas y guantes anti-radiación.
Global Protección

¿Cómo es este tipo de material? ¿de qué está hecho?

Aunque depende de cada producto, en concreto, el material para protección nuclear está hecho de cauchos, siliconas, polímeros, fibra de vidrio, PVC, Poliuterano, etc.

Se trata de productos que han evolucionado mucho, en cuando a su fabricación se refiere, con el paso de los años.

Peñaranda ha detallado que son usados diariamente por largas jornadas de trabajo de limpieza y mantenimiento, además de utilizados por grandes empresas pretoquímicas, químicas, alimentarias…

“Su diseño y fabricación ha ido adaptándose para mejorar el confort del usuario, normalmente el trabajador, y aumentar su protección”, ha explicado.

Estos ‘utensilios’ protegen de partículas radiactivas, además de la mayoría de agentes biológicos y químicos, así como vapores como mercurio y amoniaco.

Uno de los utensilios más demandados son las máscaras, que te protegen en función de la categoría del filtro que le pones. Puede servir contra partículas radiactivas o cancerígenas, como el sílice, gases, vapores tóxicos, partículas orgánicas e inorgánicas, neutraliza el amoniaco, el mercurio...

Cómo ha cambiado el tipo de cliente

Los clientes que usan estos productos, según esta empresa, son grandes empresas petroquímicas, químicas, alimentarias, frigoríficas y otras grandes industrias manufactureras. Sin embargo, el actual conflicto ha cambiado los hábitos y cada vez son más personas las interesadas de contar en sus casas con este tipo de material por si, en algún momento, hubiese que utilizarlo.

“Desde el primer momento, estamos optando por informar a los interesados (en esta ocasión, particulares atemorizados) que este material no debe de comprarse para uso particular, tampoco a modo preventivo, ni por si pasara un desastre nuclear. No puedes obligar a ‘no comprar’ en una tienda online abierta, pero si intentamos, al menos, que solo compren lo realmente ‘necesario’. Aunque, repetimos, no son materiales necesarios. La psicosis que se está creando con el material de protección nuclear y las pastillas de yodo se está disparando y debería de frenarse por las autoridades públicas, que hasta ahora se han mantenido al margen”, ha añadido Alberto Peñaranda.

Por política de empresa y por ética profesional y personal, según han explicado ellos mismos, no están exportando material a Rusia ni tienen previsto hacerlo. No obstante, si están enviando a Bélgica, Polonia o la propia Ucrania.

Esta compañía ha quintuplicado las ventas de productos de protección nuclear ante la amenaza de Vladímir Putin. Una de las claves de ese repunte son situaciones tan alarmantes como la toma de la central nuclear ucraniana de Energodar.

Al mes, suelen facturar unos 23.000 euros en trajes químicos, máscaras, botas y guantes, pero en solo durante los primeros quince días de guerra alcanzaron la cifra de 107.000 euros.

Global Protección es una empresa dedicada a fabricar material de protección nuclear.
Global Protección es una empresa dedicada a fabricar material de protección nuclear.
Global Protección

En caso de un ataque nuclear ¿qué necesito?

Lo habitual es protegerse de las partículas radiactivas que pueden viajar en el aire, en las precipitaciones, etc. Eso sí, siempre hablando de zonas alejadas a una posible zona 0 o foco principal.

Para la contaminación nuclear, aconsejan una máscara con un filtro combinado de gases y vapores ABEK2, con protección de partículas P3, ya que ofrece máxima protección.

El aire puede trasladar esas partículas radiactivas y transportarlas hasta nuestras ciudades, algo que podría pasar ante un ataque nuclear en países lejanos, como puede ser Ucrania.

Por su parte, los trajes de protección química deben ser totalmente estancos, para proteger el cuerpo de partículas contaminantes nucleares. Para que estos trajes sean válidos para esta situación, en su fabricación deben llevar la normativa para ropa de protección contra contaminación radiactiva [EN1073-2]. El traje puede ser desechable o reutilizable porque es lavable.

Peñaranda ha matizado que es son productos que cambian mucho y las normativas son cada vez más exigentes para evitar trabajar con algún riesgo, algo que siempre hay que evitar o, en su defecto, proteger.

Global Protección

Siempre han estado dedicados a la venta y suministro de material de protección individual (EPIs) para grandes multinacionales, pequeñas y medianas empresas, pero, a raíz de la pandemia y lo generado por el COVID-19, sus cifras de negocios evolucionaron de forma exponencial y, actualmente, se encuentran en más puntos del mapa español y europeo.

Sus principales destinos son Alemania, Italia o Reino Unido, además de para multinacionales sitas en España y con delegaciones en estos países. Siempre para uso petroquímico o químico, habitualmente.

Apúntate a nuestra newsletter y recibe en tu correo las últimas noticias sobre tecnología. 

Mostrar comentarios

Códigos Descuento