Logo del sitio

China obligará a sus influencers a demostrar que están cualificados para hablar de temas divulgativos

A partir de ahora las influencers chinas tendrán que estar cualificadas para hablar de temas divulgativos.
A partir de ahora las influencers chinas tendrán que estar cualificadas para hablar de temas divulgativos.
Getty Images/iStockphoto

Cada vez crece más el fenómeno de los influencers y en China quieren tener más controlados a este tipo de creadores de contenido. Para ello, estas personas tendrán que estar cualificadas para hablar de temas divulgativos.

El país asiático no dejará que los influencers chinos hablen de temas complejos salvo que demuestren conocimiento o que tengan unos estudios previos al respecto.

Todo ello surge después de que el Gobierno chino haya restringido el tratamiento de algunos temas en redes sociales como puede ser la medicina. Los influencers tendrán que acreditar que cuentan con una cualificación para hablar de esos temas como un título universitario, según ha informado la CNCB.

La nueva regulación se dirige en concreto a los streamers que generan contenido para empresas y que tienen gran popularidad en China. Algunos de los ejemplos más famosos son Tencent o Alibaba, que han llegado a tener millonarias ventas gracias a estas retransmisiones.

La desinformación está muy presente en Internet y debido a la gran cantidad de plataformas que existen en el mundo, el poder que tienen estos influencers es muy grande y esto lo ven como una forma de regular que lo que se dice sea cierto.

Por otro lado, esta nueva restricción se suma a otra que hicieron recientemente con el fin de prácticamente censurar a estos influencers y no para garantizar la seguridad de los ciudadanos como han hecho creer.

El ejemplo más claro de esto fue una medida que lanzó el Gobierno para prohibir cualquier contenido que perjudicase o debilitase, según su criterio, el liderazgo del Partido Comunista Chino. Otros ejemplos son el poder que tiene la Administración para borrar aquellas publicaciones que no sean del gusto del Gobierno.

Además de la censura, a lo largo del último año se han ido aprobando una serie de medidas y leyes como que los menores de 16 años no pueden ver contenido en streaming a partir de las diez de la noche.

Las restricciones también se aplican a los propios streamers quienes no pueden presumir de grandes lujos ni de una vida extravagante e incluso la propia Administración limitó sus ganancias a una cantidad de 1.570 dólares diarios.

Estas medidas de control en China no son exclusivas de los influencers, sino que el sector de la tecnología también ha sufrido algunas de estas restricciones en los últimos tiempos como en la industria de los videojuegos.

Esta nueva medida que se va a aplicar a los influencers para que tengan una cualificación académica, se suma a los intentos de frenar desde el Gobierno de China el poder de las compañías tecnológicas y de los creadores de contenido.

Apúntate a nuestra newsletter y recibe en tu correo las últimas noticias sobre tecnología.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento