Logo del sitio

Relacionan el consumo de paracetamol en las embarazadas con diagnósticos de TDAH y autismo en los niños

  • Según un estudio del Instituto de Salud Global de Barcelona elaborado con datos de más de 70.000 niños europeos.
  • Los investigadores recomiendan a las embarazadas no tomar paracetamol si no es necesario.
Imagen de archivo de unas píldoras de paracetamol.
Imagen de archivo de unas píldoras de paracetamol.
GTRES

Un estudio del Instituto de Salud Global de Barcelona (ISGlobal) elaborado con datos de más de 70.000 niños europeos ha relacionado el consumo de paracetamol durante el embarazo con trastornos por déficit de atención e hiperactividad (TDAH) y trastornos del espectro autista (TEA) de los menores.

La investigación, que publica este viernes la revista 'European Journal of Epidemiology', liderada por el Instituto de Salud Global de Barcelona (ISGlobal), centro impulsado por la Fundación La Caixa, ha analizado a 73.881 niñas y niños de seis cohortes -grupos de ensayo- europeas de los que se dispone de datos sobre su exposición prenatal o posnatal al paracetamol y de al menos un resultado sobre síntomas de TEA o TDAH.

Dependiendo de la cohorte, entre el 14 % y el 56 % de las madres de estos niños y niñas informaron de que habían tomado paracetamol mientras estaban embarazadas.

Datos consistentes

Los resultados revelan que los niños y niñas que habían estado expuestos al paracetamol antes de nacer mostraban una mayor probabilidad de desarrollar posteriormente síntomas de trastornos del espectro autista y trastornos por déficit de atención que los no expuestos (un 19 % y un 21 % más).

"Nuestros datos son consistentes con lo que indicaban trabajos previos. Asimismo, vemos que la exposición prenatal a paracetamol afecta de forma similar a niños y niñas, ya que prácticamente no observamos diferencias", ha explicado la investigadora del ISGlobal Sílvia Alemany, primera autora del estudio.

Por su parte, Jordi Sunyer, también investigador de ISGlobal, ha reconocido que los resultados del estudio abordan parte de las debilidades de los metaanálisis previos.

"Teniendo en cuenta las evidencias sobre el uso del paracetamol y el desarrollo neurológico, estamos de acuerdo con las recomendaciones que indican que, si bien el paracetamol no debe suprimirse en mujeres embarazadas ni en la infancia, sí debe usarse solo cuando sea necesario", ha puntualizado Sunyer.

Según ha informado el ISGlobal en un comunicado, se calcula que entre el 46 % y el 56 % de las mujeres embarazadas de los países desarrollados recurre en algún momento de la gestación al paracetamol, que está considerado el analgésico y antipirético más seguro en ese periodo y en la infancia.

Sin embargo, algunos estudios han empezado a relacionar la exposición prenatal al paracetamol con un peor rendimiento cognitivo, más problemas de comportamiento, TEA y síntomas de TDAH.

Seguir investigando

Según Alemany, "son estudios criticados por su heterogeneidad, de manera que en esta ocasión se ha hecho un esfuerzo por armonizar el modo en que se han evaluado o definido los síntomas de TDAH y TEA, así como qué significa estar expuesto al paracetamol".

"La muestra es amplia y analiza de forma conjunta cohortes de diferentes países europeos (Reino Unido, Dinamarca, Países Bajos, Italia, Grecia y España). En todas las cohortes estudiadas el criterio ha sido el mismo, de modo que hemos reducido la heterogeneidad de criterios de la que adolecían estudios previos", ha subrayado la investigadora.

El estudio también analizó la exposición infantil posnatal al paracetamol, sin que en este caso se observase asociación entre el paracetamol tomado en la infancia y los síntomas de TEA.

Pese a ello, los científicos del ISGlobal recomiendan seguir investigando, dada la heterogeneidad de la exposición en las diversas cohortes estudiadas, que osciló entre el 6 % y el 92,8 %.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento