Logo del sitio

Un estudio del CSIC encuentra la manera de frenar los tumores

Células
Células
Pixabay

Un equipo del Instituto de Parasitología y Biomedicina López-Neyra del CSIC ha descubierto que el uso de ciertos quimioterapéuticos podrían ser eficaces para tratar la respuesta de los tumores ante la falta de oxígeno. La hipoxia (falta de oxígeno) es uno de los procesos más relevantes en la malignización tumoral.

Qué es la hipoxia

La hipoxia o falta de oxígeno es un evento común durante el desarrollo del tumor que se produce a consecuencia del crecimiento tumoral acelerado. En las partes internas del tumor aparecen zonas de baja concentración de oxígeno cuando la masa supera unos ciertos centímetros cúbicos de tamaño. 

La adaptación a la falta de oxígeno implica la expresión de cientos de genes relacionados con el mantenimiento de la supervivencia celular a través de la adaptación del metabolismo.

Dicha adaptación facilita la supervivencia celular, el crecimiento tumoral, la migración y la metástasis. La respuesta hipóxica se asocia con una supervivencia general deficiente en los pacientes, menor supervivencia libre de enfermedad y un control terapéutico del tumor. Es fundamental encontrar estrategias terapéuticas que contrarresten la hipoxia tumoral.

Quimioterapéuticos para bloquear la respuesta a la hipoxia

El estudio, publicado en Redox Biology demuestra la utilidad de los quimioterapéuticos aprobados para inhibir la proteína Parp-1 con el objetivo de bloquear la respuesta a la hipoxia tumoral mediada por Hif-1α, elemento central en la malignización tumoral.

Según Javier Oliver, investigador del CSIC, “con ello proponemos que el uso de inhibidores ya aprobados en clínica para ciertos tipos tumorales podría expandirse a otros nuevos, ampliando los beneficios que dichos inhibidores podrían presentar en la clínica”.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento