Logo del sitio

Entre delta y ómicron ha habido otras cepas de covid: este es el listado de las variantes preocupantes para la OMS

Hidraqua desarrolla un nuevo sistema de caracterización de variantes covid para identificar la Ómicron
Ómicron es la variante con más transmisibilidad.
20M EP

La variante ómicron, detectada oficialmente por primera vez el pasado mes de noviembre, se ha convertido en la cepa predominante desplazando a la variante delta. Los expertos de la comunidad científica destacan que ómicron supone el virus de propagación más rápida de la historia, aunque previsiblemente es más leve y no provoca una enfermedad más grave. 

La nueva cepa fue calificada por la Organización Mundial de la Salud (OMS) como "preocupante" por el riesgo global que supone. De hecho, ómicron está generando cifras de contagios diarios próximas al millón de casos mundiales cada día, aunque la propia OMS mantiene la esperanza de que en 2022 acabe la fase aguda de esta pandemia. 

"Confiamos en que los casos de ómicron bajen en otros países como lo han hecho en Sudáfrica", destacó al respecto el director de Emergencias Sanitarias de la OMS, Mike Ryan. "Es difícil que el virus se elimine completamente, pero posiblemente cambiará a una pauta de trasmisión de nivel más bajo, que cause brotes ocasionales en poblaciones no vacunadas", añadía el experto.

¿Por qué una variante es considerada como "preocupante"?

Desde que se detectara por primera vez, el SARS-CoV-2 ha sufrido diversas mutaciones a lo largo de estos meses, algunas de las cuales han sido consideradas de interés o preocupantes. 

"La mayoría de los cambios tienen escaso o nulo efecto sobre las propiedades del virus, pero algunos cambios pueden influir sobre algunas de ellas, como por ejemplo su facilidad de propagación, la gravedad de la enfermedad asociada o la eficacia de las vacunas", apunta la OMS.

Ómicron se ha convertido en la quinta variante calificada como preocupante por este organismo. Se clasifican de esta manera porque provocan un "aumento de la transmisibilidad o cambio perjudicial en la epidemiología de la Covid-19", incremento de la "virulencia o cambio en la presentación clínica de la enfermedad" y "disminución de la eficacia de las medidas sociales y de salud pública o de los medios de diagnóstico, las vacunas y los tratamientos disponibles".

¿Cuáles son las otras variantes preocupantes activas?

Antes de la irrupción de ómicron, la variante delta fue la que predominaba a nivel mundial y la que más preocupó este verano de 2021 a las autoridades sanitarias. Fue documentada por primera vez en India en octubre de 2020, pero no fue hasta el 4 de abril de 2021 cuando se catalogó como variante preocupante. Es más transmisible que la variante Alfa y presenta una ligera disminución de la efectividad de las vacunas. Además, su periodo de incubación es menor y tiene una sintomatología diferente al resto de cepas.

La variante Alpha fue detectada por primera vez en Reino Unido en octubre de 2020. Se extendió por prácticamente todo el planeta (más de 190 países) y en principio parecía indicar un posible aumento de la gravedad de la enfermedad. Más tarde se comprobó que había un escaso escape inmunológico y que la eficacia de las vacunas no se reducía.

La variante Gamma se notificó por primera vez en Brasil en noviembre de 2020. Es la que tiene mayor presencia en América del Sur y entre sus características está un posible aumento de la transmisibilidad o un escape moderado a la respuesta inmune.

La variante Beta fue detectada en Sudáfrica y  designada como preocupante en diciembre de 2020. La mayoría de casos confirmados con esta cepa han sido identificados en Sudáfrica. Se conoce que tiene una mutación (E484K) relacionada con el escape moderado a la respuesta del sistema inmunológico a las vacunas y se cree que es más contagiosa que otras variantes.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento