La AEMPS alerta por desabastecimiento de amoxicilina pediátrica

Aunque el trastero pueda parecer el lugar ideal (lugar fresco y lejos de los niños), lo cierto es que se corre el riesgo de que los medicamentos se echen a perder y su ingesta sea peligrosa. Mejor evitarlo.
Medicamentos.
Pixabay/katicaj

Este martes, la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) se ha hecho eco de una alerta de la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS) en la que se informa sobre la situación de desabastecimiento en las farmacias españolas de amoxicilina en su presentación de suspensión oral de 250mg/5ml para uso pediátrico.

Al respecto, el organismo dependiente del ministerio de Sanidad, si bien explica que se espera que esta situación se solucione pronto, ha emitido una serie de recomendaciones a los profesionales pediátricos sobre posibles alternativas.

Una situación cada vez más común

La OCU argumenta que el desabastecimiento de medicamentos es una realidad que se ha hecho más evidente en los últimos tiempos, y la amoxicilina pediátrica es en este sentido un ejemplo especialmente llamativo por ser de uso común y para niños.

Sea como sea, lo cierto es que España no es el único país en el que hay una situación de desabastecimiento de este medicamento, sino que también se da en otros del entorno (concretamente, Portugal, Francia, Países Bajos y Noruega). Al parecer, en esta instancia concreta el problema se debe a fallos en la línea de etiquetado y retraso en el suministro de prospectos del medicamento.

¿Qué es y para que se usa la amoxicilina?

La amoxicilina es un antibiótico semisintético de amplio espectro derivado de la penicilina. Por ello, se usa como primer fármaco en muchas infecciones diferentes, tanto en medicina humana como en veterinaria, con distintos grados de gravedad (incluso, se emplea en ocasiones en infecciones sistémicas).

Con todo, en los últimos tiempos se han venido detectando algunas cepas de especies bacterianas comunes (en ciertos casos de considerable peligrosidad) que han desarrollado resistencia ante la amoxicilina: por ejemplo, Pseudomonas spp., Klebsiella spp., Enterobacter spp., Proteus spp, Serratia marcescens, Citrobacter spp., o Escherichia coli.

Como todas las penicilinas, puede provocar reacciones alérgicas severas en pacientes sensibles y efectos secundarios como fiebre, náuseas, vómitos o diarrea.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento