Además de inofensivas herramientas con las que compartir las fotos de la fiesta de cumpleaños de la vecina del 5.º, las redes sociales son, como poseedoras de una ingente cantidad de datos personales, armas poderosas. Ahora que sabe que los usuarios lo sabemos, Facebook agacha la cabeza y anuncia una nueva política de privacidad. Ahora que lo sabemos, los usuarios no tenemos excusa para no proteger con celo nuestra intimidad.

Información relacionada: