Conductores conscientes de los riesgos de ir al volante. Es lo que pretende la DGT al exigir un aprendizaje presencial en las autoescuelas.

Al menos 8 horas de clase que eduquen la actitud y no solo el conocimiento de las normas. De inculcar el  temor a los accidentes de tráfico se ocuparán, en vivo o en vídeo, las víctimas que los sufrieron contando su experiencia amarga a los aspirantes.

Se trata de que el miedo guarde la viña y reduzca los siniestros en carretera.

Encuesta

¿Te parecen bien las nuevas medidas de la DGT en el carné de conducir?

Sí, hay que mejorar la formación en los conductores.
54,8 % (4432 votos)
No, creo que no es necesario.
40,12 % (3245 votos)
No tengo opinión al respecto.
5,08 % (411 votos)