El Gobierno de Rajoy y del PP que con su reforma laboral de 2012 propició el derrumbe general de los salarios les pide ahora a los agentes sociales que, por responsabilidad y para «fortalecer la recuperación», pacten subidas salariales. ¡Albricias, sea, hágase! ¿Podría el Gobierno predicar con el ejemplo elevando el sueldo de los funcionarios más de ese magro 1% y a los pensionistas más del paupérrimo 0,25%, que ni compensan la subida el IPC?