Fernando Alonso dice en alto lo que todos piensan: ¡qué malo eres, Masi!

Fernando Alonso, en el GP de Austria
Fernando Alonso, en el GP de Austria
XPB / James Moy Photography Ltd.
El refranero es la mayor fuente de sabiduría que existe, y dice que otros vendrán que bueno te harán. Quién iba a pensar que íbamos a echar de menos tanto a Charlie Whiting... El sustituto del fallecido Whiting, Michael Masi, se está convirtiendo en el enemigo público número 1 de los pilotos, los equipos, los espectadores y hasta los periodistas.
Wochit

El refranero es la mayor fuente de sabiduría que existe, y dice que otros vendrán que bueno te harán. Quién iba a pensar que íbamos a echar de menos tanto a Charlie Whiting...

El sustituto del fallecido Whiting, Michael Masi, se está convirtiendo en el enemigo público número 1 de los pilotos, los equipos, los espectadores y hasta los periodistas. El director de carrera, carrera a carrera, avergüenza a todos con decisiones que, según vaya el viento, pueden ser o muy restrictivas o muy permisivas. El último en alzar la voz contra 'el árbitro' ha sido Fernando Alonso.

Y no le falta razón. Por lo que cuentan, Masi es diametralmente opuesto a Whiting, con el que los pilotos podían debatir y conversar si no estaban de acuerdo. "Nada, con él ninguna (conversación). El nivel lo pone él, lo que se puede hacer y lo que no. Es como un árbitro", decía Alonso en DAZN a las 'incisivas' (ejem) preguntas de la reportera Noemí de Miguel.

El 'Masi-mo' cabreo (gracias, Nacho) de Alonso con la FIA tiene todo el sentido: ¿por qué no se sanciona ganar ventaja en la primera curva de la primera vuelta y sí echar de pista a otro piloto, como le pasó a Norris con Pérez y al propio Pérez (dos veces) con Leclerc... cuando esto mismo fue permitido en Austria 2019 entre Leclerc y Verstappen? La consistencia, como apuntaba el expiloto y comentarista Pedro de la Rosa tras la carrera, es la madre del cordero ahí.

En fin, es lo de siempre: los Canteros. Los comisarios de la FIA es esa suerte de secta en la que todo lo hacen bien aunque un día lo blanco es negro y lo negro es blanco. Y al día siguiente, al revés. Como pasa en el fútbol, la queja habitual suele ser la misma: ¡qué malos son los árbitros! 

PD.- ¿Te has dado cuenta, querido lector, de la bandera del Atlético que había en el Red Bull Ring? Mira de nuevo la foto que encabeza este texto...

Mostrar comentarios

Códigos Descuento