Inmigrantes en Lampedusa
Inmigrantes desembarcan en el puerto de Lampedusa, Italia. EFE

Un centenar de ciudadanos de la isla italiana de Lampedusa ha bloqueado el atraque de una embarcación de la Capitanía del Puerto con unos 116 inmigrantes socorridos en alta mar, informaron fuentes de la Guardia Costera.

Medios locales informan además de que manifestantes bloquean el acceso al puerto de otras cuatro embarcaciones de la Guardia de Finanzas (policía financiera italiana), con unas 250 personas a bordo en total.

Los manifestantes bloquean el acceso al puerto de las embarcaciones

Cada vez que la embarcación de la Capitanía trata de acercarse al punto de atraque, los manifestantes amenazan con lanzarse al agua para impedir su acceso.

Entre los que protestan por el desembarco de inmigrantes en la isla se encuentra el exasesor del ayuntamiento Antonio Pappalardo, contrario a la llegada y permanencia de nuevos refugiados africanos, que ya alcanzan las 3.000 personas en un centro de acogida con capacidad para poco más de 800.

Según informan los medios locales, un médico consiguió subir a bordo para comprobar el estado de salud de los ocupantes y se permitió el desembarco de mujeres, niños y aquellas personas que no se encontraban en buenas condiciones de salud.

Encontraron dos cuerpos

La Guardia Costera recuperó este viernes los cuerpos sin vida, en avanzado estado de descomposición, de dos personas que se cree que pudieron morir intentando llegar a las costas italianas en los últimos días, aseguran los medios locales.

Los cadáveres fueron recuperados en la isla de Lampione, en el archipiélago de la Pelagias, al que también pertenece Lampedusa, después de que un grupo de pescadores los encontrara.

Otras embarcaciones han sido avistadas y se espera su arribo a la isla en las próximas horasLa situación de Lampedusa se está haciendo insostenible teniendo en cuenta que otras embarcaciones han sido avistadas en el Canal de Sicilia y se espera su arribo a la isla en las próximas horas.

Una situación que ha sido denunciada por el alcalde de Lampedusa Bernardino de Rubeis, quien ha alertado de la falta de agua potable en la zona.

"Tenemos el agua suficiente sólo hasta esta noche y después escaseará también para los residentes, no sólo para los inmigrantes", dijo De Rubeis en declaraciones recogidas por los medios locales.

Asimismo, este viernes fueron trasladados los primeros indocumentados que solicitan el asilo político a la llamada "aldea de solidaridad" de la localidad siciliana de Mineo, en la provincia de Catania, un antiguo complejo residencial militar que el Gobierno de Italia ha reconvertido en lugar de acogida para inmigrantes.