La Asociación para la Conservación y Estudio del Lobo Ibérico (Ascel) y Ecologistas Extremadura han pedido el "regreso" del lobo ibérico a la zona del Parque Nacional de Monfragüe (Cáceres) "si los estudios científicos lo avala".

Se pretende aportar, con este regreso, equilibrio a las "densidades elevadas" de herbívoros silvestres de la zona ya que carece, desde hace décadas, del "único carnívoro" capaz de predar sobre ellas, el lobo.

Ambas entidades han señalado, en nota de prensa, que la reintroducción de esta especie aportará diversidad y un mayor "atractivo turístico", con lo que se podrían registrar "nuevas oportunidades de trabajo tanto en el sector turístico como en el agropecuario".

Ascel y Ecologistas Extremadura han insistido en que "ningún control o predación" de especies como los ciervos o jabalíes puede ser llevada a cabo de forma "más eficaz" que por los predadores naturales.

"La caza humana es siempre una forma de selección artificial y sesgada que puede ser admitida pero nunca sustitutiva de las verdaderas relaciones ecológicas y tróficas que rigen los ecosistemas naturales con todos sus elementos", has asegurado.

Para justificar su petición, las entidades han puesto de ejemplo el proyecto de reintroducción del lobo en el parque de Yellowstone, cuyos resultados, 15 años después del regreso, fueron "muy favorables" ya que la presencia de este carnívoro parece haber corregido los desequilibrios generados por un "exceso de mesopredadores y ungulados silvestres" y la "presión excesiva" de estos últimos sobre la vegetación y la competencia que "perjudicó a otras especies".

Consulta aquí más noticias de Badajoz.