Priscilla, reina del desierto
Un momento del musical 'Priscilla, reina del desierto' que se estrena en Broadway. Joan Marcus / Efe

El musical de Priscilla, reina del desierto comenzará su andadura por Broadway subido en los tacones del famoso diseñador español Manolo Blahnik, que ha creado unos zapatos de piel plateados específicamente para la ocasión.

A partir de este viernes y hasta el próximo 12 de marzo, Blahnik sorteará entre el público que asista al Teatro Palace de Nueva York para ver los pases previos de la obra, doce tarjetas de regalo por valor de 700 dólares para comprar en su tienda del barrio neoyorquino de Manhattan.

Si hay algo que me encanta son los zapatos, los travestis y el teatro Los nuevos zapatos del español, que se podrán comprar en ese establecimiento a partir del próximo 21 de marzo -un día después del estreno oficial de la obra-, están compuestos por unos altos tacones Mary Jane de color plateado adornados con un botón de cristal de Swarovsky, que suponen la primera vez que Blahnik se inspira en un musical de Broadway para uno de sus diseños.

"Si hay algo que me encanta son los zapatos, los travestis y el teatro", dijo en un comunicado la cantante y actriz estadounidense Bette Midler, productora del musical y cuya fundación New York Restoration Project recibirá parte de lo que se recaude con la venta de los nuevos zapatos del español.

"Estoy entusiasmada con que Manolo Blahnik y Priscilla se hayan unido para beneficiar una causa tan querida y cercana a mi corazón", afirmó Midler, quien fundó esa organización sin ánimo de lucro con el fin de mantener vivos los parques de los barrios más descuidados de Nueva York.

El exclusivo diseño del español se ha convertido así en uno de los protagonistas del nuevo musical de la meca del teatro neoyorquino, de manera que el escenario de la obra estará presidido por un gran zapato de tacón de cuatro metros de alto.

Ese zapato estará colocado encima del autobús llamado Priscilla sobre el que viajan los protagonistas del musical, tres drag queens que se embarcan en un viaje por Australia en el que "van en busca del amor y la amistad y terminan encontrando más de lo que jamás habrían soñado", según un comunicado de los productores del musical.

La obra, con libreto de Stephan Elliot y Allan Scott y dirigida por Simon Phillips, está basada en la película australiana de 1995 Las aventuras de Priscilla, reina del desierto, que ganó un Óscar a mejor diseño de vestuario, lo que los creadores del musical tratarán de conservar con un despliegue de más de 500 trajes diferentes.

Con esa puesta en escena la obra intentará conquistar Broadway a partir del próximo 20 de marzo, después de haber recibido gran aceptación del público en Australia, Londres y Canadá.