El ministro de Educación, Ángel Gabilondo, ha reclamado este lunes que las políticas de austeridad no afecten a la educación, ya que España todavía "está lejos de invertir lo que es necesario en educación".

Para el ministro, la educación es una palanca de cambio social y la mejor política de igualación social, y ha reiterado que la educación es el mejor instrumento para mejorar las condiciones de vida y por ello es "la mejor inversión".

"Si alguien lo considera caro, que pruebe con la ignorancia, entonces sabrá lo que es caro de verdad", ha comentado durante una conferencia en el Foro Tribuna de Girona sobre '¿Qué es eso de educar en tiempos de crisis?'.

La consellera de Enseñanza, Irene Rigau, ha defendido ante la petición del ministro que en Catalunya sólo se ha recortado en gastos de funcionamiento, como ha hecho el ministerio de Gabilondo.

No se han tocado ni planes ni profesorado, ha insistido, y ha matizado que aunque se haya suspendido el plan para dotar de ordenadores las aulas —el 1x1—, eso no significa que no se invierta en programas para equipar digital y tecnológicamente los centros educativos.

"Todas las administraciones públicas están haciendo esfuerzos de contención, pero es que en Catalunya la situación es más crítica que en el propio ministerio, y por tanto los mecanismos de retención son imprescindibles", ha declarado Rigau.

En su ponencia, el ministro ha reiterado la importancia de la formación, ya que quien no tenga una formación cualificada "será carne de ERE".

Cuanto más bajo es el grado de formación más alto es el índice de paro, de manera que "no es verdad que sea igual tener estudios o no", ha señalado.

Distribución de recursos

Gabilondo ha lamentado que la distribución de recursos no tenga en cuenta las especificidades de algunas poblaciones, como Salt (Girona), que tienen un alto índice de inmigración. Como respuesta a la pregunta de un profesor de Salt, el ministro ha asegurado que "juntándolo todo en el mismo sitio hace difícil la integración".

Aunque ha reconocido que la tendencia de los inmigrantes es instalarse en las mismas zonas y escolarizar a los niños donde viven, ha insistido en que "nunca se había hecho un esfuerzo económico igual que el de ahora, pero quizá los recursos tendrían que distribuirse mejor".

Así, Gabilondo ha recordado que la educación requiere "intensidad, persistencia y paciencia", y ha asegurado que España tiene que incidir en incrementar la oferta para los menores de 0 a 3 años, en la lucha contra el abandono escolar y en la elaboración de un mapa de los estudios de Formación Profesional.

El ministro, que estará todo el día en Girona, también ha intervenido en la universidad en los Diálogos de Girona sobre 'Educación, cultura y ciudad", junto al alcalde de San Sebastián, Odón Elorza, y la candidata socialista a la Alcaldía del Ayuntamiento de Girona, Pia Bosch.

Una decena de alumnos han recibido a Gabilondo con pancartas en las que reclamaban más inversión en la educación: 'A la educación la recortáis, a los bancos los alimentáis. PSOE, las mismas políticas con diferentes caras', apuntaba una de las pancartas.

El ministro se ha acercado a los jóvenes pidiéndoles sus quejas por escrito, pero los jóvenes les han contestado que habían "improvisado" la manifestación, y que no tenían nada para entregarle.

Consulta aquí más noticias de Girona.