La Dirección de Atención de Emergencias y Meteorología ha activado para este lunes la alerta naranja por nieve a 600 metros en la zona cantábrica interior de Euskadi, al que se suman los avisos amarillos por nieve en otros puntos, viento, heladas y precipitaciones.

Según el aviso por fenómenos meteorológicos adversos hecho público este domingo, el aviso naranja por nieve en la zona cantábrica interior, especialmente en el este, se mantendrá por la noche y madrugada del lunes, puesto que la cota de nieve es posible que se sitúe en torno a 600 metros, ocasionalmente en 500 metros, pudiéndose acumular espesores de 5-15 centímetros.

En cuanto a la nieve, por la mañana se pasará a aviso amarillo, puesto que se esperan precipitaciones débiles a moderadas, más abundantes y frecuentes en la vertiente cantábrica y durante la primera mitad del día, con probabilidad de tormentas con granizo. La cota de nieve continuará en torno a 600-700 metros, descendiendo ocasionalmente a 500 metros, con espesores previstos de hasta 25 centímetros a 1.000 metros de altitud.

Durante la noche y madrugada del lunes también permanecerá activado el aviso amarillo por heladas débiles en puntos del interior, que podrán repetirse a últimas horas del día.

Respecto de las precipitaciones, el aviso amarillo se debe a que se esperan más de 60 l/m2 en menos de 24 horas en puntos de la vertiente cantábrica desde la noche y madrugada del lunes.

A toda esta situación meteorológica se sumará el viento, puesto que también existe un aviso amarillo ante la previsión de rachas de viento de norte-noroeste de más de 100 km/h en zonas expuestas, especialmente en el litoral y áreas de montaña durante la noche y madrugada del lunes.

Consulta aquí más noticias de Vizcaya.