La Comunidad Autónoma subvencionó con 263.904 euros las actividades desarrolladas por Cáritas en 2010 dirigidas a personas en situación o riesgo de exclusión social, según han informado fuentes del Gobierno regional en un comunicado.

De este modo, este viernes, el director general de Pensiones, Valoración y Programas de Inclusión, Juan Castaño, visitó el Centro de Acogida y Atención al Menor (CAYAM), situado en la pedanía murciana de El Palmar, para comprobar directamente la acción formativa que se imparte allí, concretamente un taller de auxiliar de cocina.

El principal proyecto llevado a cabo por Cáritas el pasado año, financiado con 125.396 euros por la Consejería de Política Social, Mujer e Inmigración, fue el denominado 'Emplearitas', consistente en un programa de empleo e inserción laboral, destinado a 80 personas en situación de exclusión social grave. El proyecto se desarrolló en los centros de El Palmar y en los talleres de inserción laboral de Alcantarilla.

Asimismo, las actuaciones ejecutadas en ambos centros fueron la de formación, que incluía habilidades sociales y desarrollo de competencias, alfabetización e informática, y la de empleo, en la que se trabajó en las habilidades laborales y se ofreció orientación e intermediación laboral.

Otra de las líneas de actuación estuvo relacionada con la formación ocupacional, con cursos de auxiliar de cocina, de limpieza, educativo y de mantenimiento, y reciclaje y reutilización de residuos textiles. Además, Cáritas Cieza, llevó a cabo el programa de inserción laboral 'Medina Siyasa', subvencionado con 61.138 euros, y destinado a 30 personas, que también se encontraban en riesgo de exclusión social grave.

Este programa comprendió, entre otras actuaciones, la atención social integral, formación básica, habilidades sociales, informática y alfabetización, así como formación prelaboral y ocupacional (taller de carpintería, prácticas de pintura, electricidad y fontanería).

Igualmente, el Instituto Murciano de Acción Social (IMAS) destinó 63.182 euros a la atención de reclusos y ex reclusos (7.471 euros), promoción integral y formación de personas de etnia gitana (18.378 euros) y a la atención del colectivo de excluidos (8.580 euros). En estas ayudas se incluye el pago de recibos de luz, alquiler, alimentos, ropa, farmacia y billetes de autobús.

Otros programas financiados por la Comunidad Autónoma fueron los de atención a colectivos en situación de exclusión o vulnerabilidad social (12.000 euros), inserción social y prelaboral de jóvenes (10.663 euros), atención primaria y reparto de alimentos (6.090 euros).

Finalmente, se destinaron 14.188 euros para comprar, construir, remodelar y equipar centros o servicios. Para realizar todas estas actividades, Cáritas creó 11 puestos de trabajo.

Consulta aquí más noticias de Murcia.