La FAC solicita a la Junta "mayor autonomía para el cazador" y una "necesaria" reforma del Reglamento de Caza

La FAC solicita a la Junta "mayor autonomía para el cazador" y una "necesaria" reforma del Reglamento de Caza

El ente federativo no comparte FAC el abandono de perros, la brutalidad o el ahorcamiento de galgos y asegura que "las personas que lo hacen no representan sus principios"

La Federación Andaluza de Caza solicita a la Consejería de Medio Ambiente "mayor autonomía para el cazador" y una "necesaria" reforma del Reglamento de Ordenación de la Caza en la región, tras haber propuesto 47 modificaciones a una norma de 2005 que es "fundamental" para el sector cinegético.

En este sentido, el presidente del ente federativo, José María Mancheño, ha indicado en una entrevista a Europa Press que la principal demanda por parte de la FAC a la Consejería es "más autonomía" para el cazador. No obstante, aclara que ésta no significa independencia, pues desde la federación entienden que la Administración autonómica tiene que "tutelar y fiscalizar la actividad", si bien, asegura que "si al cazador se le da más autonomía, el presente y futuro de la caza estará en buenas manos y asegurado".

Asimismo, el presidente valora la labor y la política realizada por el departamento de José Juan Díaz Trillo, adjudicando "un solo pero" a la actuación de ésta, y es que, según ha confesado, "necesitamos que la Consejería de Medio Ambiente confíe en los cazadores y en su esfuerzo y trabajo en el sector cinegético andaluz". Para explicar esta confianza y autonomía, Mancheño subraya los cazadores "son los más interesados en que la caza como recurso natural renovable no se agote" y para ello la FAC, según indica, destina recursos económicos, técnicos y humanos y realiza labores de vigilancia, alimentación suplementaria y gestión cinegética.

La FAC, que representan a más 1.500 sociedades, desarrolla un papel fundamental en el equilibrio de la caza como recurso natural, según el presidente, pero lamenta que la Junta "no nos tenga todo lo en cuenta que nos gustaría".

En referencia a la Ley de 8/2003, de 28 de octubre, de la Flora y la Fauna Silvestres, Mancheño ha señalado que "no es una ley de caza como tal". En este sentido, considera que Andalucía, la comunidad más importante en el ámbito de la caza, "tiene que tener una ley de caza específica". Por otro lado y con respecto al Reglamento de Ordenación de la Caza, vigente desde 2005, ha apuntado que una de las prioridades y objetivos que se marcó cuando ascendió a la presidencia de la FAC en marzo de 2010, era "la necesaria reforma de la norma", pues considera que "debe actualizarse para dar cabida a los nuevos acontecimientos y realidades".

Al hilo de esto, ha recordado que hace dos años, la FAC presentó una propuesta de 47 modificaciones, entre las que resalta la necesidad de reactivar la figura del control de predadores, pues dentro de la gestión cinegética una de las tareas fundamentales es el control y captura de perros y gatos asilvestrados o zorros, "que a día de hoy no se permite". No obstante, ha apuntado que en la Ley de Flora y Fauna ya recoge una figura de control de predadores, "que no se ha puesto en marcha".

"dignificación de la figura del guarda"

Asimismo, solicita la "dignificación" de la figura del guarda de coto de caza, que "lamentablemente" hoy es una figura menor, debido a las maniobras de las delegaciones provinciales archivando las denuncias de éstos, lo que provoca "el despojo del principio de autoridad". "La Consejería de Medio Ambiente expide el título, pero refrenda las actuaciones de los agentes", ha expresado. Además, han pedido la autorización del uso de luz artificial por razones de seguridad en caza mayor y mejoras en la caza acuática, entre otras.

A nivel de conservación del espacio natural, la FAC, según Mancheño, colabora en el proyecto Life Lince, a través de sociedades en Córdoba, Jaén y Doñana. Asimismo, ha apuntado que "prohíben la caza del conejo para potenciar la población de éste y conservación del lince" y trabajan para la desaparición del veneno en el campo mediante jornadas de formación. Además, ha añadido su colaboración en la reintroducción del Quebrantahuesos con la Fundación Gypaetus, así como, junto a la Federación Española de Caza, en el desarrollo de una alternativa a la munición de plomo que no sea costosa y pueda ser asumida por el sector.

José María Mancheño se ha mostrado "tajante" al expresar que desde la FAC no se comparte el abandono de perros, puencos, bretones, la brutalidad o el ahorcamiento de galgos, y asegura que "las personas que lo hacen no representan sus principios". En este sentido, ha concretado que ante este problema que afecta a su imagen la federación apuesta por la educación y formación de los cazadores a través de entre 30 y 40 jornadas comarcales al año.

Asimismo, el presidente ha reiterado que hay que seguir trabajando en "crear una buena imagen del cazador, la adaptación a los nuevos tiempos, el respeto a los espacios naturales y a los animales", por lo que "no hay otro camino que la formación e información en el sector".

"también sufre la crisis"

Con respecto a la situación del sector en Andalucía, Mancheño ha señalado que "la caza, al igual que otros ámbitos de la sociedad en Andalucía, sufre también los rigores de la crisis económica". No obstante, desde el punto de vista medioambiental y natural, y teniendo en cuenta la extensión de la comunidad, "no hay un problema como tal que afecte al mismo", si bien, ha concretado que "la perdiz ha sufrido un descenso notable de cría y reproducción".

Del mismo modo, alerta de que el conejo presenta "sobreabundancia" de ejemplares en algunas zonas, mientras en otros lugares "lamentablemente está a punto de desaparecer", como en el Andévalo onubense. Por el contrario, la caza mayor vive "una vez más un año muy bueno".

"La caza tiene un futuro a corto y medio plazo esperanzador, pues los problemas que tiene pueden reconducirse y resolverse", ha afirmado, señalando que "el presente y futuro depende de los cazadores y de un ejercicio responsable".

La FAC, que cuenta con 109.408 licencias federativas en 2010, cierra un año más como la federación andaluza más importante, incluso por encima de la del fútbol. En estos momentos, según ha afirmado, el ente vive un proceso de reordenación de recursos y estructuras, para hacerla más cercana y abierta al afiliado y así prestar un mejor servicio y conocer las inquietudes y problemas de los socios.

Entre los riesgos actuales de la caza, Mancheño ha citado, desde el punto de vista natural, los problemas unidos al tema agrícola y los actuales usos que afectan al entorno natural y a la caza, precisando que éstos afectan a la perdiz roja, provocando "un riesgo importante en algunas zonas, en las que casi no se ha cazado".

No obstante, reconoce que si se quieren superar los problemas, "cazadores y agricultores tienen que ir de la mano". En este sentido, ha informado de que los cazadores colaboran "enormemente" en la minimización de los daños agrícolas causados por las especies o para evitar los robos de la cosecha de aceitunas.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.

Síguenos en Facebook para estar informado de la última hora:
Publicada en la dirección url https://www.20minutos.es/noticia/972123/0/ accede a la noticia online capturando este código en tu móvil Código QR

Hemos bloqueado los comentarios de este contenido. Sólo se mostrarán los mensajes moderados hasta ahora, pero no se podrán redactar nuevos comentarios.

Consulta los casos en los que 20minutos.es restringirá la posibilidad de dejar comentarios