El exlíder del Bloque Nacionalista Galego Xosé Manuel Beiras ha apostado por seguir una estrategia "anticapitalista y antisistema" tras ser elegido como portavoz nacional del Encontro Irmandiño que se ha constituido este sábado como partido político en el seno del BNG —hasta ahora era una corriente crítica—

En el acto de clausura de la asamblea constituyente del Encontro Irmandiño para su conversión en partido político, el histórico dirigente nacionalista Xosé Manuel Beiras ha destacado que el proyecto político del Encontro Irmandiño se basará en tres pilares constituidos por unos principios ideológicos, unos objetivos estratégicos, y unas demarcaciones políticas.

En este marco ha abogado por la práctica de la política cotidiana, con la emancipación del pueblo gallego como fin a perseguir, y todo ello con la "mutación del modelo civilizatorio sociambiental" como telón de fondo, una cuestión que ha situado en una escala mundial de "transición" del capitalismo a un nuevo modelo de sociedad que, según ha dicho, todavía "está por definir", en un presente histórico que ha comparado con el Renacimiento.

Todo ello a la espera de un programa de acción política específico que "aún no se tiene, y es absolutamente necesario que se tenga antes del verano". "El trabajo empieza mañana", ha sentenciado en referencia al Encontro Irmandiño, al tiempo que ha abogado por escoger unas "10 o 12" cuestiones "axiales" con las que la ciudadanía se pueda ver identificada y que sean "comprensibles por todos".

Tras ser presentado por el Encontro Irmandiño como: "nuestro portavoz nacional", Xosé Manuel Beiras ha agradecido la presencia de los asistentes y "en singular de Guillerme Vázquez". Así, ha dicho que "ya no está en edades" de tomar la labor de líder de un partido político de la misma forma que lo hizo cuando cogió las riendas del liderazgo del BNG en el pasado, pues ha explicado que ha "aprendido" que "solo el labor colectivo dota de sentido a esta labor". "Está a vella morrendo, e está aprendendo" ("Está la vieja muriendo y está aprendiendo") ha expresado el dirigente nacionalista.

"reformulación" nacionalismo

El portavoz nacional del Encontro Irmandiño ha marcado como reto acabar con "la doma y castración —de España— que 500 años después está funcionando —en Galicia", ya que a su parecer "hay una desafección importante" pues falta "una interlocución" entre los partidos políticos y la sociedad.

Así, ha hecho hinciapié en que se necesita "reformular, redefinir y reactivar" el proyecto nacionalista gallego "en su conjunto". "Hoy no hablo de partidos", ha explicado para remarcar que "no hay organización que tenga sentido si no existe proyecto al que tiene que servir", pues según ha destacado: "estamos en una nueva era de la humanidad".

En un discurso que ha finalizado con el público cantando el himno gallego, después del cual se ha gritado varias veces "independencia", Xosé Manuel Beiras ha abogado por "poder acabar con la historia de España en Galicia", algo que según ha dicho, se debe "hacer entre todos" —en donde ha incluido al BNG— porque si no, ese proceso de reformulación "tendrán que hacerlos otros o con otros".

Proyecto "humilde"

De este modo, ha establecido como "la clave del éxito" de un proyecto político que de "todos y cada uno" de los que lo conforman depende que salga adelante. Así, ha subrayado que "nunca" perdió de vista en la formación frentista que un líder de una organización de este tipo debe funcionar con un modelo presidencialista, por lo que ha hecho hincapié en que él se convierte desde este sábado en portavoz nacional de los 'irmandiños' para que "no dé lugar a equívocos".

Previamente, los 'irmandiños' celebraron a principios de enero una asamblea para debatir los textos políticos y en la que también intervino el propio Beiras. En ese cónclave, el líder del Encontro lanzó la advertencia de que para que el ahora partido político siga en el seno de la formación nacionalista el frente tiene que "dejar de ser un aparato al servicio del aparato" y se dote de un modelo interno basado en la "democracia horizontal", aunque se prevé que en el supuesto caso de una escisión del Bloque Nacionalista Galego, esta no se producirá antes de las elecciones de mayo.

En un discurso en el que se ha referido en varias ocasiones al carácter "modesto, humilde y diminuto" del proyecto del que será cabeza visible, Beiras ha definido como un "paso definitivo, muy decisivo" que el Encontro sea un movimiento político de ciudadanos que "asume la forma legal de partido político".

Así, en los próximos días se conocerán quienes serán los siete miembros que constituirán la permanente en el marco de una coordinadora conformada por 22 personas.

Vázquez ve un "fortalecimiento de unidad"

Por su parte el portavoz nacional del BNG, Guillerme Vázquez, ha dicho que es "un honor" participar en el acto, y ha señalado estar seguro de que las reflexiones de los 'irmandiños' "están dirigidas a enriquecer el debate y el pluralismo", y "fortalecer la unidad" de la formación frentista.

Así, tras realizar un discurso centrado en las "agresión a los pilares básicos de la economía" gallega, y tildar al presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo de "incompetente", Vázquez ha concluido su intervención con el deseo de que "vuestro éxito —en referencia al Encontro Irmandiño— sea el éxito del BNG".

Consulta aquí más noticias de A Coruña.