La FELE afirma que en 2010 la crisis provocó el "desplome" de la economía leonesa y se muestra pesimista ante 2011

Desde el año 2008 se han destruido en la provincia de León cerca de 1.000 empresas, 400 de ellas en 2010
Javier Cepedano
Javier Cepedano
FELE

El presidente de la Federación Leonesa de Empresarios (FELE), Javier Cepedano, ha realizado esta mañana un balance de 2010, una anualidad que resultó "desoladora", ya que la crisis provocó un "desplome" de la economía leonesa y, "pesimista" ante 2011, vaticinó un escenario similar en la provincia, que se ve inmersa en un clima de "incertidumbre".

Al respecto, concretó que durante 2010 el desempleo se incrementó en León a un ritmo medio del 10,3 por ciento interanual, lo que elevó la cifra de parados hasta cerca de 40.000. En cuanto a las previsiones para 2011, señaló que el comienzo de la anualidad registra una evolución de continuidad, con un aumento en el mes de enero de 1.798 desempleados.

En cuanto al desglose por sectores, detalló que la industria registra casi el 15 por ciento del total del desempleo en la provincia, mientras que en 0la construcción ha crecido a un ritmo del 12 por ciento anual y el sector servicios congrega al 52 por ciento de parados.

Además, Cepedano hizo referencia al sector minero, que se ha visto especialmente perjudicado con los Expedientes de Regulación de Empleo (ERE) y se ha desplomado "de la forma más absurda". "Se ha generado un caos que no se sabe dónde puede llegar a parar", apostilló.

En el conjunto del sector energético, también está presente el receso del empleo y de la producción en las renovables, mientras que la problemática del carbón ha provocado su "enfrentamiento" con el sector eléctrico. 3.123

Empleados afectados por un ere

Además, apuntó que en 2010 el número de empresas inmersas en algún ERE aumentó en un 29 por ciento y en el caso de los empleados afectados, el porcentaje se incrementó en un 24 por ciento. Concretamente, de los 3.123 trabajadores afectados por un ERE en 2010, un total de 2.521 fue por expedientes temporales, mientras que para 602 el proceso fue de extinción de los contratos.

En lo que respecta a las compañías envueltas en expedientes concursales, creció en este periodo un nueve por ciento respecto a 2009 y un 62 por ciento en comparación con el ejercicio 2008. Cepedano resaltó que desde el año 2008 se han destruido en la provincia de León cerca de 1.000 empresas, 400 de las cuales desaparecieron en 2010.

Las previsiones para 2011 están marcadas por la "falta de confianza e incertidumbre", en un contexto de pesimismo y para mejorar esta situación será necesario abordar reformas "ambiciosas" con el fin de que se inicie la recuperación de "la peor crisis de la democracia".

Para el presidente de la FELE, las causas del receso de la economía de la provincia leonesa residen, en cierto modo, en la "equivocada" política expansiva del Ejecutivo central hasta el momento en que asumió la crisis y en las medidas adoptadas, a su juicio, "equivocadas y erráticas", que requieren soluciones "traumáticas".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento