El Departamento de Servicios Sociales y Familia del Gobierno de Aragón, Ana Fernández, ha afirmado que la Casa Aisa de Huesca será "punto de referencia" para la formación de cuidadores de dependientes.

Así lo ha manifestado después de firmar un acuerdo para ampliar los usos de Casa Aisa con el alcalde de Huesca, Luis Felipe, y la directora de la Obra Social de Caja Inmaculada, María González, gracias al cual a partir de ahora en estas instalaciones se celebrarán cursos, talleres y actividades de apoyo para los cuidadores de las personas en situación de dependencia.

Además, el Departamento de Servicios Sociales y Familia desarrollará en Casa Aisa actividades integradas en el programa de envejecimiento activo del Instituto Aragonés de Servicios Sociales (IASS), ha informado el Gobierno de Aragón en un comunicado.

Casa Aísa presta servicio como centro de día desde septiembre de 2009 y está dirigido a la población mayor en situación de dependencia. Este programa ya está consolidado y las instalaciones permiten llevar a cabo otras actividades.

Tanto el IASS como el Ayuntamiento de Huesca y Caja Inmaculada van a aprovechar ahora este espacio para llevar a cabo actividades con personas mayores no dependientes, de carácter social y de fomento del asociacionismo.

Hasta ahora, en Aragón, más de 2.000 personas han participado en los cursos de formación para cuidadores del entorno familiar de las personas dependientes. En la provincia de Huesca, han participado entre 2009 y 2010 más de 300 cuidadores en 21 cursos de formación. COORDINACIÓN

Ana Fernández ha señalado también la importancia de la coordinación entre entidades para optimizar los recursos sociales que ya están en marcha y prestar los servicios de una forma más eficaz.

Por su parte, el Ayuntamiento de Huesca pondrá en marcha en Casa Aisa un comedor social dirigido a personas mayores del casco antiguo de la ciudad, donde se ubica el centro. Además celebrarán actividades municipales para mayores no dependientes. En el centro también tendrá cabida el asociacionismo oscense.

El Centro de día Casa Aisa abrió sus puertas en septiembre de 2009. Tras una inversión que supera los cinco millones de euros, incrementó con 35 plazas los recursos sociales para personas mayores dependientes en la ciudad. La Fundación Rey Ardid gestiona de forma integral este centro, que cuenta con programas individualizados de atención geriátrica y rehabilitadora.

Consulta aquí más noticias de Huesca.