La portavoz del Grupo Parlamentario Popular, Ana Guarinos, ha defendido que el presidente regional, José María Barreda, lejos de pensar en la posibilidad de endeudarse, lo que tiene que hacer es poner en marcha un plan "serio" que reduzca el gasto en esta comunidad autónoma, porque mientras no lo haga se irá "a peor".

De este modo se ha pronunciado la portavoz de los 'populares' castellano-manchegos, a preguntas de los medios durante la rueda de prensa que ha ofrecido en Toledo, sobre si su formación —después de que el Ejecutivo central permitiera al Gobierno catalán emitir más deuda— pedirá al Gobierno de Castilla-La Mancha que renuncie a endeudarse más.

Según ha precisado Guarinos, cada comunidad autónoma es diferente, y la situación de Castilla-La Mancha es "complicada", pues parte de un déficit que alcanza el 4,7 por ciento del PIB, y acumula una deuda que supera los 6.400 millones de euros, y "todavía" el Gobierno regional no ha puesto en marcha ningún plan de austeridad "serio" que consiga reducir ese déficit público.

"Por tanto, si incrementamos el endeudamiento se va a traducir en mayor gasto y déficit, y mayor peligro para la prestación de la sanidad, la educación y servicios sociales", ha alertado la diputada del PP.

Tras criticar que "en Castilla-La Mancha tenemos un presidente sin liderazgo" pues "nuestro futuro depende de los nacionalistas catalanes, porque tenemos un presidente del Gobierno que quiere perpetuarse en el poder y necesita los votos de los catalanes", la portavoz de los parlamentarios 'populares' se ha referido al mensaje que el presidente regional, José María Barreda, lanzaba este martes a Rodríguez Zapatero, avisándole de que "no acepta ni aceptará un trato discriminatorio".

Haberlo peleado en 2009

Sobre este asunto concreto, Guarinos ha defendido que de nada sirven estas "amenazas" de Barreda, pues tendría que haber "peleado" la financiación para la región, tal y como le advirtió el PP, en julio 2009, cuando en el seno del Consejo de Política Fiscal y Financiera se aprobó el sistema de financiación de las Comunidades Autónomas.

Y es que a juicio del PP, que ha criticado que como "Barreda no defendió ahí los intereses de los castellano-manchegos, ahora tenemos más deuda", la ficha de financiación que en ese marco consiguió Castilla-La Mancha es "mala", pues pone en peligro el mantenimiento de la educación, la sanidad, y los servicios sociales.

No obstante, la portavoz del Grupo Parlamentario Popular ha ido más allá y ha lamentado el "mundo de contradicción" que rodea al presidente regional, pues al mismo tiempo que el propio presidente lanzaba ese mensaje de aviso a Rodríguez Zapatero, Guadalupe Martín diputada nacional y 'número tres' del PSOE en la región, defendía que el hecho de que el Gobierno central permita a Cataluña endeudarse más no implicaba "trato discriminatorio para Castilla-La Mancha".

Plan de ajuste

Respecto al Plan de Consolidación de las Finanzas y los Servicios Públicos, Ana Guarinos ha condenado que sea mañana, "mes y medio después" de ser anunciado, cuando la vicepresidenta y consejera de Economía y Hacienda, María Luisa Araújo, dé cuenta de su contenido de este en sede parlamentaria.

Un plan, ha asegurado Guarinos, que su formación desconoce, y que "ha sido modificado a la carta y sobre la marcha" porque ni el propio Gobierno regional lo conoce".

Es más, la parlamentaria 'popular' se ha mostrado convencida de que el Ejecutivo regional se verá obligado a volver a modificarlo, después de que el presidente del Gobierno central haya permitido al nuevo presidente de la Generalitat catalana, Artur Más, refinanciar la deuda de su comunidad.

Así las cosas, y preguntada sobre si su grupo presentará en el pleno de este jueves alguna iniciativa a este plan de ajuste del Gobierno regional, ha precisado que presentarán una resolución, como vienen haciendo desde hace mucho tiempo, pues "solo hace falta tirar del diario de sesiones".

Ley del agua

Preguntada, asimismo, sobre si su formación apoyará la Ley del Agua, como reclama el Gobierno regional, Ana Guarinos ha defendido que el que tuvo el "error" de retirar el Estatuto de Castilla-La Mancha fue Jose María Barreda, "que se ha negado a defender el agua para Castilla-La Mancha".

"Barreda tendrá que dar explicación porque llevamos 30 años sin querer resolver el tema del agua", ha manifestado la portavoz de los parlamentarios 'populares' que ha asegurado que hasta no conocer el contenido de esta propuesta, su formación no se pronunciará a favor o en contra de esta de ella.

Consulta aquí más noticias de Toledo.